spot_img

El fin de Martín Guzmán: crónica de un final anunciado

Más leídas

El ahora ex ministro de Economía mostró siu verdadera identidad, probó ser uno de los funcionarios que no funcionan

Jujuy al día® – Parece que Martín Guzmán mostró su verdadera identidad: finalmente resultó ser uno de los funcionarios que no funcionan. En algún punto Cristina Fernández de Kirchner tuvo razón: el ex Ministro de Economía asumió junto a Alberto Fernández con un riesgo país de 2.165 puntos (hoy es de 2.374, un 9,6% más), un dólar oficial de 62,50 pesos (hoy es de 130 pesos y prácticamente es imposible acceder a él), un dólar “contado con liquidación” de $76,50 (hoy es de $252, un 329% más) y una inflación interanual de 51,2% (que hoy es de 60,7%). Todo se ha degradado desde aquel 10 de Diciembre de 2019 hasta el día de hoy.

Está claro que no toda la decadencia ha sido responsabilidad de Martín Guzmán, pero si los resultados que están a la vista en materia económica marcan a fuego el fracaso más absoluto de la gestión del ex Ministro. Incluso el modo en la que se ejecutó la renuncia fue todo un símbolo: lo hizo mientras que la vicepresidente de la Nación hablaba en un acto en el partido de Ensenada dejando en evidencia a su verdugo.

Martín Guzmán tiene un logro: duró en su cargo 935 días y es el sexto Ministro de Economía que más duro desde el regreso de la democracia en 1983. Incluso por apenas 25 días no logró quitarle el quinto lugar a Nicolás Dujovne, ex Ministro de Economía de la era Macri. Los otros lugares son el de Domingo Cavallo (2.010 días en el cargo), Juan Sourrouille (1.500 días), Roberto Lavagna (1.312 días) y Roque Fernández (1.225 días).

Martín Guzmán mostró su verdadera identidad: finalmente resultó ser uno de los funcionarios que no funcionan

No solo se va Guzmán: también lo hace el resto del equipo económico. Finalmente el ex Ministro perdió la lucha contra el kirchnerismo, lucha que estamos perdiendo todos. No es casual que durante semanas el Presidente Alberto Fernández se encargó de defender la gestión del ex Ministro y de hablar incluso de cuestiones sensibles para el populismo K como lo es el déficit fiscal o la política energética. Lo cierto es que el país no funciona y quienes se van no son más que fusibles de un esquema político que no entiende bien hacia donde va.

¿Las renuncias terminan en el área económica? Nadie lo sabe. La pregunta es en tal caso hacia dónde vamos a partir de ahora en materia económica. Si el vencedor fue el kirchnerismo duro o si lo fue la ortodoxia a la que está obligada la política por la frágil situación de la Argentina lo sabremos a medida que pasen las horas.

Se fue el “Ministro de la deuda”. Logró reestructurar la deuda con los acreedores privados y la deuda con el FMI (aunque parece ser muy complicado cumplir con las metas a las que nos hemos comprometido). Es difícil encontrar en estos meses de gobierno algún dato que añadirle a la gestión económica en manos de Guzmán.

Finalmente el ex Ministro perdió la lucha contra el kirchnerismo, lucha que estamos perdiendo todos

Argentina hoy no puede funcionar si las decisiones económicas pasan por varias lapiceras y con ideas contrapuestas. Guzmán no pudo lograr manejarlo todo y simplemente se fue evitando que el desorden y el desmanejo terminen destruyéndolo todo. No hay más explicación que esa: lo vencieron o se dejó vencer, pero todo terminó en la cabeza del ex Ministro cuando se dio cuenta que lo que viene indefectiblemente será peor.

Debemos esperar la pericia del Presidente Alberto Fernández, en un país sin rumbo, con una inflación descontrolada, una economía que se apaga, sin energía y con un futuro que está en manos quiénes nos trajeron hasta aquí. Estos días servirán para terminar de comprender cómo será el tramo final del camino de Alberto Fernández, aunque hoy parece que el Presidente no tener a donde ir…

Manuel Adorni

Fuente

Más artículos

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Último artículo