Pese a los contagios que generan, hubo cientos de detenidos en fiestas clandestinas en todo el país

0

Jujuy al día® – Durante el fin de semana hubo detenciones y personas multadas por no respetar las restricciones ante la pandemia del coronavirus, a pesar de que los sanitaristas aseguran que las reuniones de varias personas son uno de los principales focos de contagio.

Decenas de fiestas clandestinas fueron descubiertas por las fuerzas policiales en todo el país durante el fin de semana y generaron cientos de detenciones y personas multadas por no respetar las restricciones ante la pandemia del coronavirus, a pesar de que los sanitaristas aseguran que las reuniones de varias personas son uno de los principales focos de contagio.

En Jujuy, la Policía realizó tres procedimientos por reuniones familiares que excedían el número permitido de 10 personas el sábado a la noche en dos domicilios del barrio Alto Comedero y otro en el barrio Ciudad de Nieva, tras recibir denuncias de vecinos por «ruidos molestos».

Tres fiestas clandestinas con más de 1.800 personas que se realizaban consecutivamente en una finca del partido bonaerense de Moreno fueron desbaratadas hoy por la madrugada por personal del Ministerio de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, en el marco de la emergencia sanitaria a raíz de la pandemia de coronavirus.

El operativo que estuvo dirigido por el director provincial para la Gestión de la Seguridad Privada, Marcelo Montero, se realizó en el Barrio Las Magnolias de Moreno, una zona de casaquintas, donde se encontraban más de 1.800 personas, 400 vehículos, gazebos con barras, luces rítmicas, DJ, y según trascendió la entrada «rondaba los $4.000», informaron las fuentes.

En Santa Fe, las autoridades detectaron fiestas con decenas de participantes, la primera de ellas en la localidad de Florencia, en el norte del distrito, donde el sábado por la noche había más de 50 personas en un domicilio particular y la policía detuvo a 2 mujeres mayores de edad además de secuestrar un equipo de música, parlantes y lámparas giratorias, que quedaron a disposición de la Justicia.

En tanto, en la ciudad de Rafaela, entre las madrugadas del sábado y del domingo fueron desactivadas cuatro fiestas clandestinas, en todos los casos con más de 30 personas; al tiempo que otras 250 fueron aprehendidas el fin de semana en el Gran Rosario en dos reuniones clandestinas detectadas por la Policía, informaron hoy fuentes oficiales.

En Córdoba los eventos clandestinos más importantes del fin de semana se ubicaron en la ciudad de San Francisco, en el este provincial, en donde se realizaron varios operativos policiales y secuestros de vehículos, por transgredir los protocolos y normas sanitarias.

En las primeras horas de sábado la policía intervino en un local donde, al menos 60 personas, mayores y menores, se encontraban reunidas con música y consumo de alcohol, quienes se dieron a la fuga gran parte de ellos al advertir la presencia de los efectivos, y al resto se le realizaron actas de infracciones a la ley sanitaria que establece multas desde $5.000 a $500.000.

En la madrugada de ayer también se realizaron 3 operativos en la misma ciudad por eventos similares, uno de ellos con alrededor de 100 personas, donde también huyeron por un descampado y otros en sus vehículos, mientras que un pequeño grupo que se quedó en el lugar fue sometido a test de alcoholemia que dieron positivo.

Por su parte, la Policía de Entre Ríos comunicó que se intervinieron durante este fin de semana unas 10 fiestas clandestinas en Paraná, capital provincial, y unas 70 notificaciones por eventos e infracciones a las disposiciones de distanciamiento social; algunas con más de 200 invitados.

En Basavilbaso, una gran cantidad de jóvenes se reunieron en uno de los accesos a la ciudad sin controles ni protocolos de higiene, por lo que el Municipio se reunió con algunos de ellos y determinaron crear un «ordenamiento de encuentros sociales al aire libre».

Fuentes policiales de Formosa informaron que se clausuraron durante el fin de semana un total de 30 fiestas privadas en barrios de la capital e interior, se detectaron 20 locales que vendían bebidas alcohólicas de madrugada, se labraron más de 198 actas por infracción a la Ley de Tránsito y se demoraron a 27 personas por ocasionar molestias en la vía pública, en su mayoría bajo los efectos del alcohol y 5 de ellas con pedidos de captura.

En Corrientes, casi un centenar de personas fueron imputadas penalmente por participar el sábado de una fiesta clandestina y unas 150 fueron demoradas por circular fuera del horario permitido en Corrientes, de acuerdo a disposiciones establecidas para mitigar la expansión del coronavirus.

Así lo confirmó el jefe de la Policía correntina, Félix Barboza, quien señaló que los operativos con mayor cantidad de personas detenidas por violar el aislamiento se registraron en Curuzú Cuatiá, en Monte Caseros y en la ciudad Capital.

«La fiesta clandestina en Curuzú Cuatiá, tuvo casi 100 asistentes, 5 de ellos menores, a todos se les inició una causa penal y los dueños de la casa son los que tienen mayor responsabilidad», dijo el oficial. En tanto, agregó que el viernes y sábado fueron demoradas por contravención, 143 personas en la Capital, «por circular en el horario prohibido, desde la hora cero y hasta las 6 de la madrugada» y «alojadas en la Escuela de Cadetes, con el protocolo de distanciamiento y liberadas al mediodía».

También en Santiago del Estero hubo decenas de detenidos y se detectaron diferentes fiestas ilegales y «juntadas», una de ellas donde hubo incidentes y heridos.

Este último hecho sucedió en Las Termas de Río Hondo, cuando los efectivos fueron alertados sobre una fiesta clandestina con al menos 30 invitados, en los que la mayoría logró escapar, pero antes arrojaron piedras y les dispararon con armas de fuego hacia los uniformados, por lo que dos de estos resultaron heridos.

Por otro lado, en la localidad de Colonia María Elena, en una casa particular se disponían a festejar un cumpleaños de 15 años con una gran cantidad de invitados, por lo cual se procedió con el operativo de suspensión, desalojo y secuestro de todos los elementos de fiesta.

En Salta, por su parte, la Policía concretó 9.600 procedimientos durante el fin de semana, se labraron 974 actas de infracción por incumplimientos a las medidas sanitarias y clausuró 7 fiestas clandestinas en distintos puntos de la provincia.

Se detectaron siete fiestas clandestinas por reportes ingresados de ciudadanos al Sistema de Emergencia 911, de las cuales 3 fueron en Tartagal, 2 en Salta Capital, una en Orán y una en Joaquín V. González, por lo que se dio intervención a las fiscalías correspondientes.

Finalmente, en Mendoza, el lunes 16 de noviembre una joven denunció que fue abusada sexualmente en una fiesta clandestina que se realizó en el departamento mendocino de Rivadavia, y otra de las fiestas se desbarató en Potrerillos donde unas 200 personas se acercaron al lugar con alcohol y parlantes para poner música.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.