San Salvador de Jujuy no cuenta con un mapeo de contaminación sonora y trabajan en modificar la norma

1
blank 0 blank 0
Read Time2 Minute, 40 Second

Jujuy al día® – En una entrevista con nuestro medio, la subsecretaria de Planificación de la Municipalidad de San Salvador de Jujuy, Adriana Díaz, se refirió a la contaminación sonora y a los ruidos molestos en nuestra ciudad capital, como así también sobre los niveles de sonidos permitidos y dónde realizar denuncias.

Además, señaló que no se ha realizado un mapeo sonoro o de ruidos en nuestra capital pero se está trabajando en una nueva ordenanza.

Según la Organización Mundial de la Salud “el volumen recomendado de cualquier sonido está por debajo de los 85 dB para una duración máxima de ocho horas al día”.

De acuerdo a una tabla comparativa, los 85 dB equivalen al ruido de un camión de la basura.

TABLA DECIBELES

Al respecto, Adriana Díaz expresó en diálogo con el diario JUJUY AL DÍA® que, “como contaminación sonora, deberíamos tomar todo aquello que esté superando los decibles que según la normativa son el límite, también se puede tomar como ruido molesto, pero aparte a un ruido se le puede ir sumándose otros ruidos y aumentar los decibeles sin que nos demos cuenta. Por ahí los tipos de ruidos que se generan se van complementando y solapándose”.

“Nosotros tenemos una ordenanza que establece que, en zonas de hospitales o centros de internación, el máximo es 70 decibeles, en el resto de la ciudad es de 80 decibeles”.

Consultada sobre qué hacer ante situaciones de excesivo ruido, Díaz comentó “la Dirección de Gestión Ambiental recibe el reclamo del ciudadano, en caso que haya alguna denuncia por ruidos molestos o excesivos. En algunos casos se solicita que el propietario pueda hacer una medición con una persona responsable que firme el informe”.

“Luego se ve si siguen estos ruidos o no, sino se hacen los procedimientos para bajar el nivel de ruido como acondicionar un ambiente, poner elementos que absorban el ruido, tener buenos cerramientos, entre otras, y si esto no sucede se pueden realizar inspecciones desde el municipio y se coordina con control comercial”.

Aclaró “en general se hacen acciones por denuncias, no podemos hacerlo de oficio porque no contamos con tanto personal. Obviamente que, si algún directivo detecta algún ruido molesto en determinado sector y que eso es reiterativo, se puede actuar de oficio, pero por lo general es por denuncia”.

JUJUY AL DÍA® le consultó a la funcionaria municipal si cuentan con un mapeo de las zonas más ruidosas de la capital, a lo que Díaz señaló “esto no se ha realizado, necesitaríamos equipo homologado y personal capacitado para realizarlo”.

Adelantó que “se está trabajando en una ordenanza que va a ser elevada del Ejecutivo al Concejo Deliberante para su análisis y consideración. Se están acomodando las normas como las normas IRAM, y queremos simplificar para que el uso sea adecuado y fácil de cumplir los requisitos, porque a veces es muy técnico cuando queremos que sea de un fácil uso”.

Indicó que, ante una situación, “para denunciar un hecho pueden hacerlo en el 3° piso del edifico 9 de julio, ubicado en 9 de julio en Espora. En la página web del municipio también; hay atención al vecino por Facebook, pero lo mejor sería una nota a Gestión Ambiental”.

1 COMENTARIO

  1. Recuerdo que en los años de mi adolescencia o los primeros años de la juventud, surgió la primera campaña con legislación para multar con el lema EL SILENCIO ES SALUD, solo queda revisar la historia y ver que decreto ley es el referente. En Jujuy capital tenemos mas de 80 decibeles los ruidos en las calles, talque no se puede trabajar en espacios que dan a la calle. Los ruidos está dado por las bocinas de los automóviles de conductores desesperados, sean estos hombres o mujeres, ajenos de la educación formal que tengan. No están exentas las motos sin silenciador y las propagandas móviles o callejeras con altavoces. para esto están las redes sociales, y otros medios orales, visuales y/o escritos. Si controlamos el ruido ambiental estamos reduciendo la prevalencia de nuevos «S», nuevos sordos, que ya están formando fila para serlos teniendo en forma constante con los auriculares y la música desde los celulares. Especialista en Gestión Publica. Médico.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.