Derechos Humanos en los municipios

Jujuy al día® – En la ciudad de Tilcara, la Secretaría de Derechos Humanos de la Provincia firmó convenios con jefes comunales de la Quebrada, a fin de profundizar, extender y fortalecer la institucionalización de los Derechos Humanos.

El director a cargo de la Secretaría, Pablo Angulo Alarcòn, detalló que estas acciones, sirven para trabajar articuladamente con los jefes comunales y así brindar desde la Secretaría, capacitación, ampliar, afianzar nociones y conocimientos sobre los Derechos Universales y propiciar el diseño de estrategias de difusión y comunicación sobre las temáticas de Derechos Humanos.

“Además, vamos a profundizar en la prevención y reducción de toda forma de vulneración de derechos y cooperar en toda acción que contribuya en la construcción y profundización de una cultura de Derechos Humanos para todo el ejido municipal – provincial”, comentó

Angulo, también manifestó que con los intendentes se va a consensuar, en la implementación y desarrollo de programas de fortalecimiento de áreas de Derechos Humanos, como la ejecución de planes proyectos o acciones integrales.

La firma de convenio estuvieron presentes los intendentes de Tilcara, Ricardo Romero; de Humahuaca, Leonel Aldo Herrera; los comisionados municipales de Huacalera, Santiago Maidana; de Tres Cruces, Fabian Martínez; de Hipólito Yrigoyen, Walter Alfredo Vargas; y de Purmamarca, Oscar Rene Tolaba.

1 COMENTARIO

  1. CUANDO LA MUERTE LLAMA A UN BOMBERO

    Sin dudas el título atrajo tu atención. Lo cierto es que no tiene nada de narrativa imaginaria o novela, al contrario, fue la cruda realidad que me toco vivir en carne propia y en ámbito familiar junto a mi esposa. El momento, pleno Enero Tilcareño. Lugar, villa veraniega 14 Km. más al norte de Tilcara. Escenario, RN Nº 9, hospital de Tilcara.
    Alcanzo a comunicar al 107 regional del mencionado nosocomio que llegaría en emergencia en 10 minutos trasladando en mi vehículo una mujer en crisis de presión arterial severo. Luces encendidas, pañuelo blanco agitado en ventanilla advirtiendo necesidad de liberación de ruta, bocina que algunos interpretaban cediéndome el paso, otros no. Inconcientemente alcanzo los 140 Km./h. El pánico me invade, trato de sobreponerme y fijar mis sentidos en la conducción, sabedor del riesgo a que sometía a nosotros tres, y a los otros protagonistas del siempre alocado tránsito en tiempos de festejos norteños. La imagen del conductor ebrio llenaba mi mente, en el deseo de no encontrar uno en mi destino. Ella pierde el conocimiento, la flacidez de una de sus manos que cae sobre palanca de cambio, su cabeza inclinada y la desesperación de mi esposa, presagiaba un desenlace fatal. Monolito de ingreso a Tilcara a la vista, móvil de bombero maniobrando en el lugar. Diosito, déjame pueda aparearme a ellos y pedir ayuda. Lo logro. Señas desesperado para que me escuchen. “Ábranme camino, estoy en emergencia, vamos al hospital”, grite casi desaforadamente. Y ahí afloro la solidaridad y el servicio al pueblo, hasta dar la vida si es necesario de representantes de BOMBEROS VOLUNTARIOS DE TILCARA. Sirena estridente, luces encendidas, autos que se corren, puente de Tilcara, ingreso por Villafañe y buscar de contramano por Lavalle la guardia del nosocomio. Dios que no vengan autos en sentido contrario, solo dos o tres que abrieron paso supongo subiéndose a la vereda ante la estreches clásica de las calles tilcareñas. Llegamos. Mi advertencia telefónica dio sus frutos. Personal de enfermería, médicos y silla con ruedas ya nos esperaban. La bajaron, sala, oxígeno, signos vitales que se comienzan a estabilizar. La vida le ganaba a la muerte. Dios así lo había decidido. La muerte llamo un bombero, y un bombero supo estar en el lugar para pelearle a la muerte. Sr. Víctor Tolay, Jefe de Bomberos Voluntarios de Tilcara, también Dios me y nos permitió hacerles llegar nuestra gratitud y eterno agradecimiento por el gesto recibido de sus subordinados. Nunca olvidare la imagen de ese móvil, cual Ángel de la Guarda para mi vista, mis manos, mis píes, mis sentidos todos, cubrieron de seguridad la conducción del bólido en que había convertido mi auto en los tramos más difíciles de superar. Llegar a la guardia del hospital. Hago público este hecho para que Ud. Sr. Víctor Tolay reitere en particular a los ocupantes de esa Ford roja, las gracias por los servicios prestados. Por la presente y más allá de habérselo trasmitido personalmente al Jefe de Policía de la Provincia de Jujuy, Crio. Inspector Guillermo Corro, y por su intermedio a la Sargento Hurtado de la seccional de la ciudad de Humahuaca, el agradecimiento personal y de mi familia por el profesional desempeño mostrado en un hecho días antes en aquella ciudad, que sin dudas dieron motivo, días después, a la experiencia en Tilcara. Gracias por siempre. A vuestra disposición.
    P/D: Sirva la experiencia, para solicitar al gobierno de Jujuy, acelere los burocráticos trámites que por años, y desde tiempos remotos también con gobiernos anteriores, haga realidad un clamor elevado hasta el hartazgo por el pueblo de Tilcara y se construya un segundo puente ya sea de acceso o salida, para que llegar a la guardia del hospital, entre otras enormes ventajas de tránsito, no resulte un imposible, incluso para conductores del servicio de ambulancias, posibilitando salvar una vida y no llorar la pérdida de otra, por inoperancia de gobernantes de ayer, de hoy y espero que no de siempre. Saludo cordial.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.