Informe de siniestralidad: preocupa el alto índice de accidentes que provocan los animales sueltos en Jujuy

Jujuy al día® – Desde la Secretaría de Seguridad Vial dieron a conocer un nuevo informe sobre siniestralidad, en donde destacan la preocupación que genera que, a pesar de las campañas de concientización y de los altos niveles de siniestralidad que enlutan las rutas jujeñas, la problemática de los animales sueltos no solo no disminuye, sino que se transforma lamentablemente en una de las tantas manifestaciones de imprudencia y negligencia de los usuarios de las vías públicas.

De acuerdo a los datos proporcionados por el Observatorio Vial Provincial (sección RePAT), 2 o 3 personas fallecen por año en un siniestro vial donde uno de los intervinientes es un animal que se encontraba en la calzada. Asimismo, es causante de un 3% de la totalidad de siniestros viales donde la colisión directa fue con un animal, este porcentaje se eleva mucho más cuando conductores alegan haber hecho una maniobra evasiva a causa de un animal, configurando otro tipo de colisión o vuelco a causa de ésta.

La negligencia de las personas que abandonan sus mascotas o ganado en la vía pública genera infinidad de hechos graves.

Según estudios realizados, existen tres tipos de accidentes originados por los animales sueltos:

– Los que generan los animales domésticos o mascotas

– Los producidos por el ganado errante, ya sea que hayan escapado de un campo o deambulen por las banquinas en busca de pastaje

– y en menor medida los provocados por animales silvestres.

En nuestra provincia, la presencia de caballos y vacas (en Valles y Yungas) y llamas, vicuñas y ovejas (en Quebrada y Puna) en la cinta asfáltica son un obstáculo que los conductores deben sortear a diario.

La urbanización de sectores que hasta hace poco eran rurales multiplica la presencia de mascotas en los caminos provinciales y nacionales, fundamentalmente por la falta de responsabilidad de sus dueños. La presencia de los mismos origina frenadas, maniobras bruscas y hasta siniestros, en las cada vez más congestionadas rutas jujeñas.

Desde la Secretaría de Seguridad Vial, se llama a la concientización que si bien ante un siniestro vial el dueño del animal debe responsabilizarse ante la ley, son hechos evitables y como tales todos somos responsables, desde el acto de la tenencia responsable de animales hasta los controles necesarios.

En el último año en nuestra provincia solo se tuvo que lamentar una víctima fatal de esta etiología. Del total de siniestros viales, el 40% solo resulto con daños materiales y el 58% lesionado, representando la persona fallecida solo el 2% de los hechos.

El mayor porcentaje de los siniestros se produce en horario nocturno reflejando el 74% de los hechos, lo que implica el déficit de guarda de los mismos en estos horarios. Resaltando la falta de “tenencia responsable de animales”, se le aumenta el plus de la reducida visibilidad en los horarios nocturnos y la contante maleza crecida en las banquinas en estas épocas de constantes lluvias.

Haciendo un análisis siniestral se puede evidenciar la potencialidad de riesgo de estas circunstancias (animales en la vía-horario nocturno), ya que el 30% de los siniestros reflejan una colisión frontal, dejando de manifiesto el nulo tiempo de reacción ante la división del riesgo, el 42% realiza una maniobra evasiva no pudiendo evitar la colisión lateral, quedando solo el 28% representando a conductores que tuvieron un “tiempo de reacción suficiente para evitar la colisión pero no así un siniestro, sufriendo salidas de la vía, vuelcos y caídas en el caso de los motovehículos.

En toda situación de tráfico intervienen tres elementos; el conductor, el vehículo y la vía-su entorno.

El “Tiempo de reacción” es el tiempo que transcurre desde que el conductor ve un obstáculo hasta que reacciona, durante este tiempo se recorre una distancia. A mayor tiempo de reacción mayor será la distancia recorrida. Esta distancia también varía con la velocidad, a mayor velocidad mayor será la distancia de reacción.

Los estudios estadísticos refleja que los vehículos de más involucrados en los siniestros son aquellos que levantan mayor velocidad en nuestras rutas, esta etiología no es la excepción, representando los automóviles el 50% de los hechos, las camionetas el 24%, las motocicletas el 14% y entre colectivos, camión y otros el 12%.

Aunque parezca que la reacción ante un obstáculo o situación imprevista tenga que ser instantánea, el tiempo medio de reacción de un conductor es de aproximadamente 0,75 segundos, entre 0,5 y 1 segundo.

“Los animales sueltos” son un factor preponderante para la siniestralidad en nuestras rutas provinciales y nacionales que atraviesan las zonas rurales y agrícolas más potentes de Jujuy y en un menor grado en ejidos urbanos donde se denota la presencia de animales domésticos.

Ante un impacto:

– Frente a un animal pequeño: trate de evitar el atropello sin frenar bruscamente ni dar volantazos y si esto no fuera posible, sujete fuertemente el volante y siga en línea recta.

– Frente a un animal grande: intente esquivarlo por la derecha si las condiciones de la ruta y la banquina los permiten; no frene de golpe ni intente volver bruscamente a la calzada, esta es una de las causas más comunes de vuelco, por lo tanto, sujete fuerte el volante y continúe en línea recta por la banquina hasta detenerse. Trate, en los posible, de no golpear al animal frontalmente ya que este penetrará con mucha facilidad por el parabrisas provocando lesiones fatales.

Evitemos el impacto cuidando a los usuarios de la vía pública, nos cuidemos con una  #TenenciaResponsableDeAnimales  #Art87 de la Ley 5860/14.