Uno de cada cinco fallecidos en siniestros viales en Jujuy es un peatón

Jujuy al día® – Así lo indica un informe elaborado por Secretaria de Seguridad Vial de Jujuy respecto a la siniestralidad general de los peatones en el periodo 2015-2016.

Según el citado informe, en la actualidad, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), anualmente fallecen 1,24 millones de personas en siniestros viales, de los cuales el 22% son peatones.

En Jujuy, la mortalidad de los transeúntes ocupa un 18%, en concreto uno de cada cinco fallecidos en siniestros viales es un peatón. Y eso sin contar las cifras de heridos por atropello.

PROBLEMÁTICA DE LA SINIESTRALIDAD PEATONAL, LAS CAUSAS: INFRACCIONES Y DISTRACCIONES, VELOCIDAD Y ESTADO PSICOFÍSICO DEL CONDUCTOR

A pesar de la notable mejora operativa en seguridad vial de éste último año, los siniestros viales continúan causando un intolerable número de víctimas, también entre los peatones. Según las estadísticas oficiales del Observatorio Vial Provincial, en el año 2016 fallecieron en JUJUY un total de 26 peatones víctimas de siniestros viales, un 24% menos que en el año 2015, cuando fallecieron 34 peatones). Durante estos dos últimos años (2015-2016), el 10% de los fallecidos tenía menos de 17 años, el 65 % tenía entre 18 y 64 años y el 25%, 65 o más años.

Analizando este periodo, 332 hechos relevantes de transito tuvieron como protagonista a un peatón, de los cuales el 16% ha fallecido, el 14% sufrió una lesión grave y el 70%  personas resultaron heridas leves.

PRIORIDADES EN JUJUY EN LA SEGURIDAD DE LOS PEATONES: NIÑOS, ADULTOS Y MAYORES

Cuando se habla de niños y ancianos nos mentalizamos con ser la población más vulnerable respecto a la seguridad peatonal, en nuestra provincia, los niños son la “excepción a la regla”, si bien están segundo en la escala de participación en siniestros, solo representando el 10 % de las víctimas fatales; en cuanto a los ancianos, mayores de 65 años, constituyen el 25% de los fallecidos. En cuanto a los fallecidos comprendidos en la franja etaria entre 18 y 64 años, configuran el 65%, a pesar de ser esta franja estaría más amplia que las dos anteriores, cabe destacar que la media de todos los grupos analizados (18-24, 25-34, 35-44, 45-54, 55-64) es igual a la media de la franja etaria de adultos mayores, resultando así toda la franja etaria de “adultos” como la Población más vulnerable (¿?). Los datos anteriores pueden ponerse en contexto del siguiente modo: cada mes, 2 o 3 “adultos” fallecen en Jujuy tras ser  atropellados.

Cuando se analizan las tasas de mortalidad por grupos de edad, se observa que la tasa de mortalidad de los menores peatones de 0 a 17 años de edad es seis veces menor que la tasa de fallecidos de adultos y dos veces menor a la de “adultos mayores”.

La seguridad de los transeúntes tiene que ser una prioridad en sí misma, una prioridad personal, social y del estado.

Pero los peatones fallecidos son únicamente la punta del iceberg de siniestralidad. Así, por cada peatón que fallece, se producen 4 heridos graves y otros tantos leves que no son registrados.

Las dos causas más frecuentes que intervienen en estos siniestros de atropellos graves y mortales fueron las infracciones y las distracciones en cualquier tipo de vía.

Un nuevo factor de riesgo en la siniestralidad de los peatones se debe a la aparición del “peatón tecnológico”; caminar mientras escribimos un whatsap, un sms, consultar Facebook o Twitter, o ir conectados con  la música a todo volumen, aislándonos del entorno, son conductas que elevan exponencialmente el riesgo de ser atropellado.

La velocidad inadecuada de los vehículos es la tercera causa de atropello; sobre todo en rutas y avenidas, donde el índice de mortalidad es hasta siete veces mayor que en el ejido urbano. Cómo demuestran las pruebas accidentológicas, la probabilidad de muerte para un peatón que recibe un golpe a  30km/h es de un 10%, a 50 km/h es del 70%, y a 60 km/h es en la mayoría de los casos mortal.

Además, cómo causas exponenciales de atropellos se encuentran el consumo de alcohol, de sustancias psicoactivas, la inexperiencia o el cansancio.

¿Adultos y adultos mayores los grupos más vulnerables?

En las zonas urbanas (calles o avenidas) se registran el 36% de los fallecidos por atropello y un 64% ha fallecidos sobre una ruta provincial o nacional que atraviesa un tramo urbanizado.

De la totalidad de personas atropelladas, un 16% ha fallecido, un 14 % presento una lesión grave y un 70 % presento lesiones leves. Si bien en el orden de siniestralidad están primero los adultos (el 63% tenía entre 18 y 64 años) y los niños (el 24% de los heridos graves tenían menos de 17 años), quedando los adultos mayores representando el 11% y de un 2% no se tienen dato de edad; La mortalidad refleja que los hechos de mayor relevancia y concurrente de mayores riesgos de siniestralidad, lo protagonizan los “adultos” y Adultos mayores”. La invasión o el cruce inadecuado de la vía más el exceso de velocidad de los vehículos, son las infracciones más frecuentes, existiendo una RESPONSABILIDAD COMPARTIDA en los atropellos. Desde la secretaria de Seguridad Vial, proponemos como primordial que los peatones adquieran más conciencia. También es vital el “respetar las velocidades de circulación”, ya que la reducción de velocidad en zonas urbanas a 60km/h o 40 K/m (según éste señalizado) nos permite maximizar nuestra capacidad de acción ante la eventual aparición de un peatón, ya sea evitando el atropello o en caso de no poder evitarlo, reducir sustancialmente la gravedad de las lesiones.

Los hombres sufren más atropellos graves o mortales que las mujeres. En total, más del 60% de todos los atropellados son varones (un valor cercano a dos de cada tres). Así, por ejemplo, la información analizada en este estudio parece indicar que las mujeres utilizan con mayor frecuencia los pasos de peatones que los varones y, de esto no quedan dudas, que los peatones varones cometen más infracciones que las mujeres.

El 20% de los atropellos mortales a peatones sucede donde existen pasos de peatones (pasarelas): un valor muy significativo si se tiene en cuenta la alternativa entre elegir el riesgo y la seguridad.

El 36% de los peatones atropellados mortalmente se encontraba dentro del ejido urbano, por cruzar una calle o avenida de forma inadecuada. Otro valor significativo teniendo en cuenta que los cruces son por las esquinas o sendas peatonales.

Para acceder al informe completo, haga click AQUI