Juicio contravencional a Milagro Sala por el acampe: se suspendió la primera audiencia

Jujuy al día® – En la tarde de ayer comenzó en el Juzgado Contravencional de Jujuy el proceso contra Milagro Sala por los más de 50 días de acampe en Plaza Belgrano entre diciembre 2015 y enero 2016. La audiencia debió levantarse por pedido de la defensa.

Milagro Sala llegó a juicio imputada por el Departamento Contravencional del delito de “Ocupación del espacio público, alteración del orden y obstaculización del tránsito vehicular y peatonal”.

En este nuevo juicio contra la detenida y múltiple imputada, Milagro Sala, se prevé la presentación de 9 testigos: tres propuestos por la parte acusatoria y 6 por la defensa.

Los testigos propuestos por el Departamento Contravencional son efectivos policiales, mientras que de parte de la defensa de Sala se propuso a Fernando Acosta; José del Frari Secretario Adjunto de ADIUNJu, Anabel Yacianci de ATE-Juju; y el secretario de Derechos Humanos de la provincia de Santa Cruz y ex diputado nacional Horacio Pietragalla, quien en la jornada del miércoles golpeó salvajemente a un efectivo de la Policía de Jujuy antes de la última audiencia del Juicio en el Fuero federal. También fue citado el titular de una de las CTA, Hugo Yasky.

Ayer solo los tres jujeños propuestos por la defensa declararon.

Posteriormente, y por solicitud de la defensa, decidieron levantar la audiencia, acusando que la líder tupaquera se encontraba cansada por la larga audiencia final en el Juicio del fuero Federal.

Además de este juicio en el fuero contravencional, Milagro Sala afronta un juicio federal, que pronto dará sentencia, y posee múltiples acusaciones, tanto en la justicia penal ordinaria, la residual y en el fuero federal.

Entre ellas está la imputación por “asociación ilícita, defraudación al estado y extorsión” conocida como “Ruta del dinero K”, la cual el miércoles fue solicitada su elevación a juicio. Además está imputada en la “mega causa” por el desvió de fondos y el faltante de miles de viviendas.

Posee investigaciones abiertas por evasión tributaria y enriquecimiento ilícito en el fuero federal, y también en el fuero residual ya que habría contratado sicarios para asesinar a Alberto “Beto” Cardozo en la “Balacera de Azopardo”, causa en la cual fue procesada, entre otras.