Trabajan en estrategias de sanidad animal para rumiantes y camélidos jujeños

Jujuy al día® – La Dirección Provincial de Desarrollo Ganadero destacó la situación regional y la importancia de avanzar en metodologías sobre parasitosis gastrointestinales, complejo de afecciones existente en animales locales que perjudica la rentabilidad productiva.

“Las parasitosis gastrointestinales son la causa más importante de pérdidas económicas en sistemas ganaderos pastoriles por su efecto sobre la producción, sea por mortandad, enfermedad clínica o sub-clínica”, explicó Maximiliano Carabajal, responsable del Área Sanidad Animal y Programa Camélidos dependiente de la entidad oficial.

Así el especialista del Ministerio de Desarrollo Económico y Producción marcó la necesidad de profundizar el estudio de esta temática a escala provincial.

Las experiencias en campo y los diagnósticos respectivos fueron socializados en la Facultad de Ciencias Agrarias de la UNJu, en el marco de un Taller sobre Parasitosis Gastrointestinales en Rumiantes y Camélidos de Jujuy, encabezado por el Director de Desarrollo Ganadero, Osvaldo Balbuena.

En la ocasión se expusieron los resultados preliminares de las tareas realizadas por el área dependiente de la Dirección Provincial de Desarrollo Ganadero junto a la Cátedra de Zoología Animal de la unidad académica.

El evento contó con la participación de veterinarios y técnicos relacionados a la sanidad animal de diferentes instituciones estatales, quienes evaluaron los muestreos realizados en animales de Yungas, Valles, Puna y Quebrada.

“La concurrencia coincidió satisfactoriamente en la importancia de la metodología de trabajo, tratándose del complejo de afecciones más importante para la producción ganadera”, dijo. En base a las acciones en terreno, explicó que en muchos casos se trabaja sin criterio diagnóstico, pasando directamente a la fase terapéutica y ocasionando distintos inconvenientes. “Esto no sólo conlleva a aumentos innecesarios de los costos de producción, sino también a perder la eficacia de las drogas utilizadas para el control de las parasitosis”, dijo el profesional.

Otros problemas mencionados en el encuentro fueron la “réplica” de esquemas de desparasitaciones de otras regiones del país y para otro tipo de explotaciones, afectando las condiciones de rumiantes y camélidos locales.

Carabajal señaló que se propuso continuar con este enfoque y extender la cobertura de muestreo a otras zonas. “También se concluyó con la importancia de socializar los datos obtenidos a otros sectores interesados, y continuar con talleres sobre metodologías de laboratorio para el diagnóstico”, agregó.

Finalmente, ponderó las labores coordinadas durante este ejercicio con la Secretaría de Agricultura Familiar, Cambio Rural, el INTA (IPAF de Hornillos, Abra Pampa, Salta), municipios, SENASA y familias productoras, entre otras entidades.