Diputadas nacionales destacaron el arribo de inversiones a Jujuy

Jujuy al día® – “El convenio marco que el gobernador Gerardo Morales rubricó con empresas chinas para construir una planta de energía de 600 Mw, refleja con absoluta fidelidad que la provincia está decididamente encaminada en la búsqueda de los múltiples réditos que implican el ingreso al mercado energético y las cadenas de valor derivadas”, sostuvo la diputada nacional Gabriela Albornoz.

Afirmó que este emprendimiento “actuará como verdadero catalizador del crecimiento local”, sumando a ello una “firme proyección regional”, de allí los elogiosos conceptos direccionados a las gestiones de Morales para “atraer la inversión directa que accione a favor de nuevos emprendimientos y la expansión de otros ya estructurados”.

Además, puso en relieve que la construcción de un modelo superador de provincia, “garantiza condiciones apropiadas para el desarrollo económico” y vinculó al proyecto de gobierno de Morales con capacidades para brindar respuestas concretas a demandas laborales, fomentar las inversiones privadas y mejorar la calidad de vida de la gente”.

“La decisión de alcanzar un estado de desarrollo productivo está ligada, necesariamente, a la capacidad de dejar atrás intereses sectoriales que afecten cualquier deseo de superación”, argumentó Albornoz.

Enfatizó que el acuerdo con compañías chinas implican grandes inversiones, “no sólo por el monto, sino por la esperanza de trabajo y desarrollo que generan”.

“Sin lugar a dudas, la inserción de Jujuy en el proceso de producción de energía constituye un hecho de significancia que tiene que ver con el nuevo horizonte para la provincia”, aseveró.

Desde la convicción de que la sola política de promoción productiva resulta insuficiente para encausar a la provincia en la senda del desarrollo sustentable,  recalcó que “el Gobernador adoptó medidas clave para el perfil industrial que necesariamente debe ser torneado para Jujuy, con miras a responder con solidez a la desocupación” y expresó enfáticamente que “estos emprendimientos darán lugar a un efecto multiplicador que beneficiará a toda la región”.

En tanto, su par Gabriela Burgos dijo que estamos ante una “gran obra” para Jujuy, puesto que la energía solar “es un recurso prácticamente ilimitado y no contaminante”, aspectos no menores de cara al “notorio incremento en la demanda de fuentes de energía”, lo que a su vez representa “costos en aumento permanente”.

Prosiguió enfatizando que una de las grandes ventajas es “la posibilidad de proveer energía a lugares asilados”, como el caso de algunas comunidades de nuestra Puna y gran parte de la Quebrada, “cumpliendo de esta manera con el compromiso de forjar una provincia con verdadera y efectiva inclusión”, acotó.

Burgos amplió sus consideraciones, afirmando que la oportunidad que se está gestando de que toda la población pueda hacer uso de este servicio tan imprescindible y necesario, “también significa equidad”.

Asimismo, remarcó la posibilidad de proveer energía a otras provincias y, en este sentido, aseveró que el convenio firmado por el gobernador Morales “abre la posibilidad de nuevas inversiones que permiten posicionar a Jujuy desde otro enfoque”. “Hay que relacionar esta energía con convertirnos en una provincia verde, libre de contaminación y cuidando nuestro medio ambiente, porque somos Pachamama”, reflexionó por último.