Jujuy: investigan dos denuncias de supuesto abuso sexual contra menores en una escuela

Jujuy al día® – Padres de alumnos del nivel primario de la escuela N° 396, “Rocha Solorzano” de barrio Cuyaya, realizaron diferentes denuncias contra miembros de la instituciones por supuestos casos de abuso sexual contra dos niños.

Fuentes consultadas por el diario JUJUY AL DÍA® informaron que, si bien ambas denuncias apuntarían hacia estos aberrantes hechos, solo una haría referencia directamente a un supuesto abuso.

En el medio de esta incertidumbre, desde el Ministerio de Educación de la provincia, emitieron un confuso parte de prensa, donde indicaban que había tomado medidas administrativas en contra de un personal de servicio de dicha escuela por una “tentativa de abuso”, figura penal inexistente.

Uno de los hechos fue denunciado a principios de octubre por el padre de un compañero de un nene, supuesta víctima de uno de los hechos.

Según indicaron las fuentes, el papá habría descubierto mensajes de textos en el celular de su hijo que habrían sido enviados por la joven victima en los cuales era, aparentemente, hostigado por un portero.

En la denuncia constaría que el menor de 12 años de edad habría sido agredido por el sospechoso, quien lo habría golpeado en los genitales. Posteriormente, ante las quejas de la madre del niño, quien trabajaría en la misma institución, el sujeto habría insultado a través de mensajes de texto al niño.

La madre no realizó la denuncia del hecho, ya que fue el padre de un compañerito el que la realizó.

Además, las fuentes comentaron a JUJUY AL DÍA® que el sospechoso de este hecho padecería algún tipo de patología mental, por lo que se investiga la veracidad de esta versión y de ser así, las razones por las cuales trabaja en una escuela.

La segunda denuncia data del 29 de octubre de este año, donde se acusa a un docente de haber manoseado a un menor.

Los padres del niño, alumno del jardín de infantes, indicaron que el menor no quería ir a clases, lloraba cada vez que debía asistir a la escuela y estaba asustado.

Tras indagarlo, el menor les habría dicho a sus progenitores que el maestro de Educación Física le habría tocado los genitales y por eso no quería asistir a la escuela.

Ambas denuncias se encuentran en la justicia para su investigación. Las fuentes indicaron que, tanto el personal de servicio como el docente, habrían sido separados de sus cargos. Al menos, según informaron en el parte desde el Ministerio de Educación, el portero si fue separado.