Con los primeros fríos en Jujuy: Importante aumento en el precio de estufas y calefactores

estufasJujuy al día® – Cuando ya empieza a sentirse el frío invernal en Jujuy, comenzamos a pensar de qué manera podemos mantener nuestras casas lo más cálidas posibles, pero este invierno 2015, será un invierno duro: con el aumento de las tarifas de gas, sumado a los importantes aumentos en las estufas y calefactores, más de uno se va a quedar helado.

JUJUY AL DÍA® salió a recorrer los principales comercios de venta de artículos para el hogar en busca de los productos para calefaccionar nuestros hogares. Los comerciantes indicaron que dichos productos ya presentan importantes subas pese a que aún la demanda es baja debido a que todavía no llegaron los fríos intensos a nuestra provincia.

Por ellos esperan aumentar la venta de estos artefactos y no descartan que puedan sufrir nuevos aumentos.

Los precios varían de acuerdo a las marcas y calidad de los productos, pero fácilmente un jujeño deberá disponer de un mínimo de alrededor de mil pesos para calefaccionar una habitación de su casa.

Por ejemplo, una estufa a gas de tiro balanceado, de 2000 calorías, es decir la más pequeña, hoy tiene un costo promedio de 2.350 pesos. Una de 3.000 calorías cuesta 3.100 pesos en promedio, llegando a precios de casi 8 mil pesos las de 5.000 calorías.

En el caso que se elija este mecanismo para calefaccionar su domicilio, al costo de la estufa debe sumarle el costo de la instalación de la misma, el cual varía entre los 300 a 700 pesos promedio, sin contar, muchas veces, con los materiales.

El otro factor que interviene y debe ser tenido en cuenta, es el aumento en el valor de la tarifa de gas, la cual varía de acuerdo al consumo, de la categoría del usuario y del consumo del año anterior, por lo cual calefaccionar un hogar puede traer una abultada boleta al final del invierno.

Para las familias que no quieran o no puedan acceder a estos productos, están los artefactos de calefacción que funcionan con energía eléctrica, los cuales también han sufrido un significativo incremento.

El valor de una estufa eléctrica clásica, con 3 velas, de las más económicas que se encuentran, están entre los 650 a 750 pesos, casi un 30% más caro que el año pasado.

Hay que tener en cuenta que este tipo de productos emite calor por radicación y, dependiendo del ambiente, puede llevar mucho tiempo acondicionarlo.

Otra opción son los caloventores, cuyos precios varían por las marcas y potencia de los mismos.

Un caloventor de 1.500 watt cuesta en promedio 740 pesos, mientras que uno de 2.000 watt cuesta 800 pesos en adelante.

En esto hay que tener en cuenta el uso racional de la energía eléctrica, si bien no ha registrado aumentos las tarifas, el costo varía según el consumo, pero su demanda aumenta más en esta época.