Graves denuncias contra el Intendente y más de 6 meses sin sesiones en el Deliberante

Jujuy al día® – En una entrevista con nuestro medio, la Concejal radical de la ciudad de La Quiaca, Alejandra Elías, se refirió a la medida tomada de “allanarse” a la decisión judicial que solicitaba su descargo a las denuncias de dos concejales del Frente para la Victoria (FpV) sobre la nulidad de una sesión del año pasado, con lo cual el Concejo Deliberante de dicha ciudad volvería a sesionar en los próximos días.

Además criticó al intendente Dante Velázquez por no rendir cuentas de los recursos desde hace varios años, y aseguró que el Intendente “gobierna desde San Salvador de Jujuy”, ya que no tuvo el control del Concejo Deliberante.

Al respecto, Alejandra Elias manifestó en declaraciones al diario JUJUY AL DÍA® “desde octubre del año pasado la justicia dio lugar a una medida cautelar que hicieron dos concejales del FpV quienes aducían que la sesión del 18 de junio había sido irregular, pero la justicia demoró 7 meses para que nosotros hagamos el descargo”.

“Lamentablemente vemos que los tiempos de la justicia son muy lentos y que esto se iba a extender más y decidimos, con el asesoramiento de nuestros abogados, allanarnos, es decir que le expresamos a la justicia que le damos la razón a las concejales, pero no porque la tengan sino para que simplemente el Concejo Deliberante de La Quiaca pueda funcionar” aseguró.

Agregó que “hemos cedido y le dijimos a la justicia que queremos trabajar y a la comunidad de La Quiaca le decimos que tenemos ganas de trabajar, y nos ponemos al servicio de la misma”.

Acerca de los perjuicios que le trajo al municipio esta decisión de las concejales fellneristas de no sesionar en el Concejo Deliberante, Elias sostuvo que “en primer lugar generó que el Intendente gobierna desde San Salvador de Jujuy. Solo está un día en La Quiaca, mientras ha habido muchos problemas en la ciudad”.

Comentó además que “ya desde hace dos periodos él no hace rendición de cuentas ni tampoco presenta presupuestos al Concejos ni a la comunidad. No sabemos cuál es el destino del dinero que ingresa al municipio ni en que se está invirtiendo”.

“Por otro lado, no hemos podido ejercer nuestra función por el déficit de ordenanzas en la ciudad, tenemos muchas situaciones que tendríamos que resolver y que por esta situación no hemos podido hacerlo. De mientras, la comuna sigue esperando que le demos respuestas, pero lamentablemente no se puede gobernar en democracia por decreto, y muchos veces los decretos que han salido lo hicieron en favor y en conveniencia del amiguismo que tiene el Intendente con algunos sectores”, afirmó.

“No hemos podido controlar nada. Es más, el Intendente nunca está y jamás somos notificados sobre donde está o qué fue hacer, y si aplicáramos la Ley Orgánica el Intendente ya debería estar fuera de sus funciones, sin hablar de cosas complicadas que tiene que ver con el dinero, sino por su ausencia; no se puede gobernar desde otro lugar y estar alejado de la realidad  de la comuna de La Quiaca”.

Aseguró que “el hecho de allanarnos y poner en funcionamiento el Concejo nos permite a nosotros exigir al intendente que empiece a rendir cuentas a este Concejo y a la gente de La Quiaca, por eso es importante la actitud y la decisión tomada para que La Quiaca tenga otro destino”.