Jujuy: un fallo de la justicia freno las explotaciones petroleras en el Parque Nacional Calilegua

Jujuy al día® – Un fallo de la Cámara Federal de Apelaciones de Salta puso un freno o por lo menos retrasó las aspiraciones del gobierno jujeño de realizar explotaciones petroleras en el Parque Nacional Calilegua en sociedad con una empresa china. Quedó en claro que se trata de un área protegida: el desarrollo de cualquier explotación minera y de hidrocarburos está prohibido.

En la sentencia, reproducida por el diario Clarín, el cuerpo revocó la decisión del juez federal de Jujuy, Wenceslao Cardozo, quien había rechazado la procedencia de una acción de amparo ambiental por la explotación ilegal de hidrocarburos en el parque, presentada por el diputado nacional Mario Fiad y los provinciales Pablo Baca y Manuela Cabello, todos de la UCR, y la Fundación Pámpanos.

A fines de 2013, los legisladores promovieron una acción de amparo en contra de los gobiernos nacional y provincial a fin de hacer cesar de inmediato la explotación hidrocarburífera en el Parque Nacional Calilegua, al señalar que esa actividad era ilegal por tratarse de un área protegida. En esa acción, solicitaron que se disponga la remediación de los pasivos ambientales existentes, el cierre y remediación de los pozos petroleros existentes en el mismo parque y en particular, el cierre, con carácter de urgente, del Pozo Caimancito E-3, pasivo ambiental que contamina los arroyos Yuto y Sauzalito. Al mismo tiempo expresaron su temor en el sentido de que los vecinos de Caimancito y áreas cercanas pudieran estar consumiendo agua contaminada.

Este grupo ambientalista y trabajadores del parque vienen reclamando desde hace tiempo al gobierno provincial el cierre definitivo del Yacimiento Caimancito. Proponen la ejecución de un programa progresivo y planificado de cese de las actividades petroleras, el correcto sellado de los pozos y recomposición de los demás pasivos ambientales.

El área natural donde se emplaza el Yacimiento Petrolero Caimancito, ubicado en la jurisdicción y dominio del Parque Nacional Calilegua, constituye un área prioritaria de conservación, ya que abarca uno de los pocos sectores de selva pedemontana, unidad ambiental de elevada sensibilidad, singularidad y alto valor de conservación, representada en el Sistema Nacional de Áreas Protegidas.  Al igual que el sector contiguo conocido como Yuto – Sauzalito, propiedad del ingenio azucarero Ledesma, forma el corredor ambiental de mayor importancia del noroeste, imprescindible en términos de conectividad biológica por constituir el último nexo funcional entre los sectores norte y centro de las yungas argentinas y por su rol en la conectividad con el ambiente chaqueño.

Los Jujeños Autoconvocados por el Medio Ambiente iniciaron una campaña de recolección de firmas de un petitorio que presentarán la semana que viene al gobernador Eduardo Fellner para que “cumpla los deberes de funcionario público adopte las medidas, arbitre los medios y gestiones necesarias para lograr el inmediato cese de las fuentes de contaminación y la correspondiente reversión y remediación de los pasivos ambientales ya existentes”. De esta manera aspiran a que quede en la nada el proyecto de explotación del Yacimiento Caimancito.