Alerta sanitaria: vecinos de barrio Belgrano conviven a diario a metros de una laguna de aguas servidas

Jujuy al día®- Vecinos de barrio Belgrano que viven en asentamientos alrededor de una conocida chancha de fútbol conviven desde hace años con una fuente de gran contaminación y peligro, una laguna de aguas servidas.

En una visita que realizó nuestro medio al conocido y populoso barrio Belgrano de nuestra ciudad, sector ubicado a pocos metros del micro centro de San Salvador de Jujuy, el cual se extiende desde el Puente San Martín hasta el Puente Senador Pérez, es un barrio de gran contraste social, donde en los últimos años proliferaron los asentamientos en el que viven miles de personas, muchos en forma muy precaria.

Estas personas, entre ellos muchos niños, que viven más precisamente en los alrededores de la cancha de Fútbol conocida como la “Cancha de Puente Otero”, deben convivir a diario con un dique de contaminación, una importante laguna de aguas servidas.

Estas aguas se encuentras rodeando una de las esquinas de la cancha en una especie de fosa de unos 30 centímetros de profundidad, y quizás más, y se extiende al menos por más de 30 metros y sectores de hasta 3 metros de ancho.

La misma es visible desde el puente San Martín ya que se puede divisar un manto completamente verde, de pastos y plantas acuáticas que se las ingenian para subsistir en esas aguas contaminadas.

Este lugar no solo es una fuente potencial de complicaciones sanitarias si no que aísla a varias familias, que para poder traspasarlas deben rodearla o, como muestra la imagen, improvisar un precario puente de chapa para poder pasar.

No solo el olor nauseabundo que sale de ese piletón hace complicada la vida en el lugar, sino que en su interior hay, y se ven a simple vista, cubiertas de automóviles, residuos, botellas de vidrio rotas, generando un grave riesgo ante la posibilidad de caer en las contaminadas aguas.

Esta situación amerita de forma urgente un tratamiento de parte del Estado provincial, ya que vecinos del lugar, quienes sufrieron una grave inundación el año pasado, comentaron que desde el gobierno de Fellner prometieron en más de una oportunidad solucionar lo descripto, generando un desagüe para esa laguna, algo que hasta la fecha no pasó, por lo que los vecinos con lo que tiene intentan rellenar el foco infeccioso aunque vuelve a llenarse con el caer de las precipitaciones.