Gerardo Morales en El Talar: “Descentralizar y llevar mejores servicios al interior para inyectar equidad e igualdad de oportunidades”

Jujuy al día® – El senador nacional Gerardo Morales estuvo en la localidad de El Talar, recorriendo diversas instituciones junto a los diputados Alberto Bernis, Jorge Rizzoti y Fabián Tejerina.. En ese contexto, Morales ratificó la necesidad de desarrollar una política provincial de descentralización que permita fortalecer e incrementar servicios en el interior, con una mirada compensatoria de las desigualdades que afectan a las ciudades con menor densidad poblacional. “Hoy vivir en el interior en Jujuy genera mayores costos y expone a las comunidades a recibir servicios deficitarios en materia, educativa, de salud y seguridad. Esta situación debe revertirse y para ello se requiere transformar el Estado para inyectar equidad e igualdad de oportunidades y mejorar cuantitativa y cualitativamente los servicios esenciales en todo el territorio” definió Morales.

El titular del radicalismo jujeño visitó la escuela de esa localidad y en ese contexto reflexionó sobre el valor de la educación como factor de inclusión y refirió que urge mejorar la calidad educativa, generar incentivos de formación y ayudar a que la escuela provea recursos simbólicos que permitan formar mejores ciudadanos y ayudar a los jóvenes en la elección de proyectos de vida saludables, positivos que sean la antesala de mejores oportunidades..

Morales estuvo también en el hospital de El Talar que brinda servicios a una comunidad de alrededor 4.000 personas. Allí se entrevistó con agentes sanitarios, enfermeros y personal del nosocomio. “Hay un denominador común que insiste en todo el interior y es la preocupación por el aumento de las adicciones y las escasas herramientas que tiene el sistema de salud para brindar respuestas” afirmó a propósito el senador y objetó la ausencia de protocolos de atención que establezca procedimientos estandarizados que guíen la atención del personal en los diferentes niveles, frente a situaciones de consumos problemáticos de sustancias psicoactivas.

También Gerardo Morales observó que el hospital de El Talar cuenta solo con una ambulancia que se encuentra deteriorada, lo que representa un severo déficit para un nosocomio que debe trasladar de manera permanente pacientes y personal sanitario. Pero además, resaltó que en el interior se carece de especialistas que concurran a la atención de los pacientes. Por eso insistió que “hay que descentralizar y fortalecer el sistema de salud con más recursos y con el criterio de compensar las desigualdades que en el interior significan menos salud, menos calidad de vida y un riesgo más alto en materia sanitaria, respecto de lo que sucede en la capital provincial”.

La seguridad es también otra problemática que de manera reiterada es señalada por comunidades del interior, como la de El talar que cuenta sólo con tres efectivos dispuestos en la comisaría. “No hay personal para recorrer las calles por eso urge una redistribución del personal policial en la provincia. Si bien es cierto que siempre falta personal, se puede tener una estrategia más eficaz que mire a todo el territorio provincial. De otra manera, se generan en el interior zonas liberadas para la comisión de delitos y el incremento de la inseguridad” agregó.

Durante su recorrido por esa ciudad, Morales se refirió a la necesidad de desarrollar una estrategia de política pública para combatir el narcotráfico y el narcomenudeo y en esta línea insistió con la propuesta de desfederalizar los delitos derivados del microtráfico para involucrar a las fuerzas de seguridad y y tribunales provinciales en la persecución de estas redes criminales en los barrios.

“El gobierno pareciera que no está ni enterado del desarrollo que ha tenido el microtráfico de drogas en Jujuy que es uno de los problemas más graves. No ha tenido una política en este sentido, sino no se explica el crecimiento que tuvo este problema a lo largo de toda la provincia” aseveró y llamó a definir de manera urgente medidas que por un lado combatan las redes criminales de la droga, desalienten la oferta y también mejoren las respuestas desde el sistema de salud para el abordaje de la problemática, así como otras herramientas para la prevención que desaliente la demanda de estupefacientes.