Gerardo Morales en Palma Sola: “Cuanto tengamos un gobierno que pueda escuchar a la gente, Jujuy va a cambiar”

Jujuy al día® – “Jujuy necesita un gobierno que sepa escuchar e interpretar la demanda de la gente, cuando esto ocurra la provincia va a cambiar” afirmó el titular del radicalismo provincial Gerardo Morales en Palma Sola, donde cumplió una nutrida agenda de reuniones con instituciones, vecinos y dirigentes de la región.

El líder radical estuvo en Palma Sola junto a los diputados nacionales Mario Fiad, Miguel Giubergia; el dirigente local Nicolás Vaquera y otros referentes del radicalismo de la región. Allí volvió a señalar la necesidad de construir un modelo basado en la producción, el trabajo y la educación y en esa línea observó los déficit existentes en infraestructura de riego que obstaculizan las posibilidades de desarrollo agrícola, de creación de fuentes de trabajo y afectan la calidad de vida de esas comunidades.

Pero también habló de la necesidad de mejorar los servicios de salud, educación y seguridad, con un sentido federal que genere equidad respecto de las grandes urbes y compense las desigualdades que provoca la ubicación geográfica. Entonces Morales convocó a todos los ciudadanos de esa localidad a ser parte de la construcción de un proyecto de alternativa, en el entendimiento de que la gestión de gobierno que se aísla de los reclamos ciudadanos es una gestión alienada, que no puede resolver los problemas. “Las soluciones a las problemáticas que padece la gente, muchas veces está en sus propias propuestas, por eso necesitamos un gobierno que sepa escuchar e interpretar a la gente”, insistió.

Morales visitó la seccional de policía de Palma Sola, donde se interiorizó de la realidad de esa institución local y las carencias en materia de comunicaciones y transporte, así como el escaso recurso humano. En ese contexto, el senador nacional se comprometió a aportar un equipo informático para saldar el déficit que tiene en esta materia y subrayó que urge mejorar el servicio de seguridad en el interior provincial. “No es posible que los vecinos de estas localidades carezcan de un servicio de seguridad ciudadana que pueda protegerlos frente al delito” afirmó.

Posteriormente Morales y la comitiva visitaron la Escuela 138 de Palma Sola, donde dialogaron con la directora del establecimiento. Allí Morales habló de repensar el modelo educativo para inyectarle calidad al servicio y mejorar la formación de los niños y jóvenes para que puedan afrontar los desafíos futuros. “Entendemos que el modelo de la exigencia educativa y del esfuerzo, debe ser recuperado porque de otra manera estamos lanzando jóvenes que van a tener severas dificultades en las etapas superiores de formación”, alertó.

A propósito refirió que una evidencia del fracaso de un modelo que ha renunciado a estimular el esfuerzo y a mejorar las competencias de los alumnos, es lo que se observa por ejemplo en el escaso acceso al nivel superior. Por ejemplo, detalló, “se han inscripto 450 chicos para ingresar a la Facultad de Medicina, han rendido el examen y han aprobado sólo 9 que van a ser becados para estudiar en Tucumán. Esto nos tiene que hacer reflexionar. El desafío es recuperar la cultura del trabajo, del esfuerzo y apostar a la educación fuertemente como herramienta de inclusión” reflexionó.

Pero también habló de un modelo educativo que responda a las necesidades regionales y en tal sentido insistió en la necesidad de diseñar una oferta educativa técnica y superior que esté ligada a las necesidades de recursos humanos para el desarrollo de Jujuy.

Durante su recorrido por Palma Sola, el senador Morales y los diputados Fiad y Giubergia, visitaron también el hospital, donde fueron recibidos por profesionales y auxiliares. En esa oportunidad, se analizó la situación del sistema de salud y en particular los desafíos que representan el aumento de los problemas de adicción.

En tal sentido, Gerardo Morales afirmó que “la comunidad del hospital, tanto médicos como agentes sanitarios y enfermeros, observan que las adicciones constituyen una problemática creciente y hacen grandes esfuerzos para abordarla. Sin embargo -destacó el senador jujeño- hay por delante una titánica tarea, para institucionalizar una agenda, desarrollar protocolos de atención, crear servicios especializados, capacitar a todos los efectores de salud, desde los agentes sanitarios, en una problemática que requiere aguzar los esfuerzos”, recalcó.

También en ese marco, el senador nacional, observó las falencias de recursos, la enorme demanda que provoca a veces situaciones de virtual colapso y la demanda de complejidad que obliga a efectuar derivaciones a nosocomios de Capital. Volvió en ese contexto a señalar que urge fortalecer a los hospitales del interior para que puedan responder a la demanda, acercar mejores servicios a la gente, con más complejidad y reducir las derivaciones, por todo lo que ello implica –en términos económicos y de desarraigo- para los pacientes y sus familias.

Gerardo Morales además visitó el Consorcio de Riego y allí junto a un grupo de productores analizó la situación del agua para riego en el departamento Santa Bárbara. “Hay 3.200 hectáreas inscriptas para riego, pero está llegando agua sólo para la mitad, es decir 1600 ha. Por eso, entendemos que el principal desafío en términos de producción para Palma Sola y todo el Departamento de Santa Bárbara, es resolver el problema de agua, desarrollando obras de envergadura que permitan incrementar las hectáreas de producción”.

Morales señaló que urge también poner en marcha el proyecto de Las lancitas para abastecer agua a la región y además habló también de la necesidad de avanzar en la impermeabilización de los 110 km de canal de riego.

“Entendemos que si mejoramos la provisión de agua para riego, se podrían recuperar 15.000 ha. Actualmente hoy solo pueden contar con riego 1.600. Es decir, que podría haber 10 veces más de tierra con agua apta la producción, lo cual sería un objetivo importante para Palma Sola y permitiría generar miles de puestos de trabajo decente” destacó.

Morales durante su estadía en Palma Sola visitó el Club Badajoz y recorrió los barrios “Agua Negra” y “Nueva Esperanza”, donde se entrevistó con vecinos quienes compartieron sus expectativas, sus necesidades y sus proyectos. “Estamos sentándonos en cada barrio que podemos, conversando con la gente, escuchándola, porque entendemos que cuando haya un gobierno que aprenda escuchar, Jujuy va a estar mejor. Este es un desafío para toda la política” dijo Morales.

En ese contexto llamó a los vecinos a comprometerse “para construir un proyecto de alternativa para Jujuy. Queremos gobernar Jujuy y queremos hacerlo con la gente, por eso entendemos que este proceso de construcción debe hacerse en contacto directo, cara a cara, hablando y escuchando, porque las soluciones están en la sabiduría y en las propuestas de la misma gente”.

Sobre el término de la gira el presidente de Comité Provincia y los legisladores nacionales Fiad y Giubergia, mantuvieron un encuentro con la dirigencia partidaria en el comité municipal de Palma Sola.