Regresaron del XLIV Viaje de Instrucción Naval: Dos guardiamarinas jujeños destinados al mar

Gu Amante c2Jujuy al día® – Se trata de Mauro Amante y Esteban Coronel de la Armada Argentina. Ambos comenzaron la universidad en su Jujuy natal aunque ya estaban destinados al mar, siguiendo los pasos de sus padres marinos.

Mauro Amante y Esteban Coronel comparten una historia en común, son oriundos de Jujuy, guardiamarinas en comisión, y sus padres son veteranos de la Guerra de Malvinas.

Ambos son parte de la promoción 142º del Escalafón Naval Cuerpo Comando e Infantería de Marina y 98º del Escalafón Intendencia de la Escuela Naval Militar, que emprendió el XLIV Viaje de Instrucción Naval a bordo de la fragata ARA “Libertad” en su primera etapa de febrero a julio de este año.

El mes pasado arribaron a Buenos Aires luego de su instrucción en el mar por puertos americanos; la fragata ARA “Libertad” continuó el viaje en una segunda etapa que finalizará en noviembre, con el grupo de guardiamarinas de la siguiente promoción.

El guardiamarina en comisión Amante será Contador en la Armada, le gusta mucho navegar y durante el viaje fue gaviero, “aferrarme a las velas fue la mejor experiencia, me gustó mucho maniobrarlas”, destacó.

Por su especialidad, Mauro se desempeña en logística, abastecimiento y tesorería; además de las clases en el buque escuela, llevó a cabo otras funciones a bordo, como las relacionadas a Materiales Navales.

Durante la primera etapa del viaje, la fragata fue anfitriona del encuentro náutico internacional de grandes veleros “Velas Latinoamérica 2014” en conmemoración del bicentenario del Combate Naval de Montevideo. Es por ello que, además de haber tenido la oportunidad de conocer distintas culturas, en cada puerto los cadetes se integraron con marinos de otras Armadas de buques participantes del evento náutico que duró 5 meses.

“Conocer lo que ellos hacen fue parte de la experiencia”, contó Mauro Amante. Para Esteban Coronel también: “Uno compara la organización, actividades y especialidad de otras Armadas y lo enriquece”.

El guardiamarina en comisión Coronel eligió la Infantería de Marina como su padre: “Me gusta el adiestramiento, salir de campaña y hacer ejercicios combinados con otros países. La instrucción a bordo es distinta a la que desarrollamos en el terreno y compartí actividades con el personal de Control Averías del buque”, contó.

Para Esteban Coronel, “ser marino significa prepararse para defender a la Patria y estar alejado de la familia; es ser responsable y estoy muy orgulloso de ser parte de la Institución”. En un futuro, quiere ser Comando Anfibio, ya que desde chico el entrenamiento forma parte de su estilo de vida: compitió en natación, voley y rugby.