Jujuy: Ortiz sólo pudo responder con un prolongado silencio a algunas preguntas del juez Morín

Jujuy al día® – Uno de los imputados por delitos de lesa humanidad cometidos en Jujuy durante la última dictadura, concluyó anoche su declaración indagatoria intentando despegarse del cargo de partícipe necesario de homicidio, privación ilegal de la libertad y torturas. Se trata de Carlos Alberto Ortiz, ex director del Servicio Penitenciario, quien negó haber integrado el Área 323, subzona represiva de la dictadura, a cargo de las Fuerzas Armadas, Gendarmería Nacional y las policías, y expresó desconocer a los siete detenidos desaparecidos de la cárcel de barrio Gorriti, cuyo caso origina la causa.

Ortiz había dicho en la audiencia anterior, analizando los libros internos del penal, que cuando las víctimas fueron llevadas a la cárcel los últimos días de mayo de 1976 y sacadas de allí el 10 de junio del mismo año, él no prestaba servicios de guardia y estaba destinado a el sector judicial de la cárcel. Sin embargo, cuando el juez Daniel Morín le preguntó por qué cuando volvió al servicio de guardia en el penal los siete desaparecidos seguían figurando en los libros internos, no supo responder más que con un prolongado silencio, lo que comprometió más su situación. No obstante, Ortiz respondió que cuando retornó a cumplir guardias, “generalmente se copiaba del día anterior” los nombres de las personas que estaban en comisión “porque se suponía que en determinado tiempo volverían”.

El juez por su parte le advirtió que en los libros las siete víctimas, figuran que habían salido del penal, pero “no figuran en comisión”. “Como jefe de guardia no le importaba saber dónde estaban los presos?”, le preguntó Morín, para la que tampoco tuvo una respuesta el imputado.

Cuando el abogado querellante Arial Ruarte le preguntó al imputado si sabía lo que era el Área 323 respondió Ortiz que “yo no sé lo que era, pero sí sé lo que dicen los libros”, recordando que en 1975 fue creado este organismo represor y que su hermano Orlando Ricardo Ortiz, fue afectado al mismo. Por otra parte negó que el Servicio Penitenciario tuviera autorización para tomar decisiones con relación a los presos políticos, señalando que estos se mantenían en sus celdas individuales “cerradas”.

Las víctimas desaparecidas son Dominga Álvarez de Scurta, Osvaldo José Garibaldi, María Alicia del Valle Ranzoni, Juana Francisca Torres Cabrera y su hermano, Pedro Eduardo Torres Cabrera, Jaime Lara Torres y Jorge Turk Llapur.

Los imputados en este juicio son el militar Antonio Orlando Vargas, ex interventor en el Penal jujeño y condenado a 25 años en el primer juicio, Carlos Alberto Ortiz, Orlando Ricardo Ortiz, Herminio Zárate y Mario Marcelo Gutiérrez, todos guardiacárceles, y el suboficial del Ejército César Darío Díaz.

Antes de finalizar la audiencia de ayer, la juez Fátima Ruiz López, dijo que el 16 de abril termina el aporte de pruebas y el 24 está prevista en una doble jornada, la audiencia de alegatos de las querellas y la fiscalía, mientras que el 8 de mayo será el turno de los abogados defensores.