Alto consumo de alcohol en Jujuy: desde la Intendencia buscan revertir esta marcada problemática social

Jujuy al día® – En la mañana de ayer, el Intendente de la capital, Raúl “Chuli” Jorge, recibió al titular de la Defensoría del Pueblo de la provincia, Víctor Galarza, quien brindó detalles de la investigación sobre alcoholismo, llevada a cabo a lo largo de tres años por el equipo interdisciplinario de la mencionada institución. Entre ambos titulares delinearon un trabajo conjunto.

Uno de los mayores flagelos que afecta a las distintas franjas etarias de nuestra provincia, es el alto consumo de alcohol

Motivado en conocer los índices que afecta a la población, Galarza implementó desde la Defensoría del Pueblo de la provincia, una investigación sobre el tema, a través de los profesionales de la dependencia, arribando a importantes resultados que se cotejarán y servirán de base para el trabajo conjunto con otras instituciones, con el objeto de revertir esta problemática que afecta a las distintas franjas etarias de nuestra provincia y es uno de los mayores flagelos sociales.

En ese contexto, el Intendente Jorge agradeció la visita del titular de la Defensoría del Pueblo, Víctor Galarza, quien se involucró en este tema investigando las razones de consumo, desde el inicio y las consecuencias que genera en las distintas edades.

“Se venía trabajando en forma empírica, a través de datos de instituciones, centros vecinales, entre otros, por ello el compromiso de este municipio, siempre atento a la problemática social, de la familia, en cuestiones que nos tocan tangencialmente a todos”, destacó Galarza.

Más adelante el Intendente Jorge se refirió al accionar del municipio “desarrollamos un tarea intensiva, con nuestro personal, con funcionarios, no solo en la concientización, sino en el trabajo exhaustivo, porque muchos empleados son víctimas de este flagelo social, que luego se traslada a las familias y desencadena problemas de todo tipo, degradaciones, que se deben abordar en forma integral”.

Al referirse a la investigación de la Defensoría del Pueblo, el Intendente de nuestra ciudad capital evaluó que “son datos estadísticos que cuantifican la incidencia en el consumo, lo que va a significar un trabajo conjunto, ya que no hay un estamento que pueda trabajar solo en esto. Debemos involucrar a la familia, a las instituciones como los municipios, también medios de comunicación, no asociando el alcohol a la juventud, al atractivo en general, ni ligarlo a la diversión”.

Luego barajó algunas medidas posibles de adoptar “premiar a los jóvenes que no consuman alcohol, como en algunos lugares donde  ya se implementó; entregarles entradas libres para la próxima oportunidad, por ello el control exhaustivo con la pipeta, que no debemos eludir, porque preserva la integridad en todos los niveles, debemos comenzar a dar el ejemplo desde casa”.

Consultado sobre la investigación direccionada por la Defensoría del Pueblo de Jujuy, sobre el alto consumo de alcohol, el titular de esa dependencia, Víctor Galarza destacó que “fue en función de numerosas denuncias que recibimos durante todos estos años en la institución, donde todas tenían un hilo conductor, el alcohol”.

Más adelante el funcionario detalló que “denuncias referidas al ámbito familiar, a la trata de personas, a cuestiones sociales, faltas al trabajo, ausencia a las instituciones escolares  hicieron que comenzáramos a buscar estadísticas sobre esta problemática, que a la vez eran muy pocas. Ello originó que desde hace tres años iniciáramos esta investigación en la provincia”.

Al referirse a este trabajo, Galarza precisó “nos llevó bastante tiempo, año y medio en trabajo de campo, con un equipo interdisciplinario y otro año y medio para la tabulación del mismo, con resultados preocupantes que damos a conocer, sobre todo a aquellas instituciones que tienen injerencia, para alertar sobre este consumo, modificando la costumbre de asociar la diversión con el consumo de bebidas alcohólicas”.

“Es necesario modificar la edad de inicio del consumo etílico, que cada vez es en menor edad, detectando a niños que consumen desde los nueve años. Por ello la urgente necesidad de profundizar la concientización sobre el uso y abuso de alcohol, que daña la salud y otros factores”.

Paralelamente esta institución creó un programa “Hablemos del alcohol con los adolescentes”, cuenta con tres pilares fundamentales “trabajar con los centros vecinales, con las instituciones estatales como municipios, el obispado, instituciones escolares, a través del equipo interdisciplinario, abarcando toda la provincia”.