Rige en Jujuy emergencia hídrica por la escasez de agua

dique con poca agua 1Jujuy al día® – En vista de las insuficientes precipitaciones pluviales y la consecuente baja de nivel de los caudales de ríos y arroyos y del sistema de diques, el Poder Ejecutivo Provincial declaró la Emergencia Hídrica por Escasez de Agua. La medida, de aplicación inmediata, tiende a concientizar a la población en general y, en este caso, a los sectores de la producción en particular acerca de la necesidad prioritaria de racionalizar el uso de los caudales destinados a riego.

En referencia al tema, el titular de la Dirección Provincial de Recursos Hídricos (DPRH), ingeniero Víctor Ríos Rico precisó que en la actualidad es notoria la escasez de agua para riego debido a las pocas precipitaciones que se registran en toda la Provincia y que por tal motivo fueron ratificados la Resolución No. 471-DPRH y el Decreto No. 6944-LP ambos instrumentos del año 2010, donde se gestiona y declara la Emergencia Hídrica por escasez de agua en la Provincia de Jujuy. Esta disposición permitirá aplicar por parte de la DPRH, un control estricto de los usos de las concesiones y de todo lo que implique la utilización del agua de dominio público.

En consecuencia se recomendó a los sectores productivos que únicamente utilicen el agua para riego según las concesiones otorgadas, con los volúmenes establecidos y para los cultivos habilitados. A la vez se empezará a restringir otros tipos de cultivos que no estén debidamente declarados y habilitados. Para eso la Dirección Provincial dispondrá de inspectores a fin de efectuar el control efectivo de esta norma.

Con referencia a la medida, el ingeniero Ríos Rico recalcó que “estamos en situación crítica ya que tenemos un déficit de precipitaciones prácticamente en toda la Provincia, porque esta situación se presenta no solo en la Quebrada o en el Departamento “Doctor Manuel Belgrano” sino también en los departamentos del Ramal y Valles, donde tenemos localidades y productores que están con muy bajo caudal de agua”.

Recalcó además que una de las premisas que se baraja tiene que ver con el Sistema de Aprovechamiento Integral de los Ríos Grande y Perico, que posibilita el llenado de los diques “La Ciénaga” y “Las Maderas”. Hoy, debido a esa falta de agua, tales espejos muestran niveles muy por debajo de la media de años anteriores y esto perjudicaría en el futuro al desarrollo de las actividades agropecuarias. “Por ello nos encontramos -afirmó- frente a la necesidad de readecuar y ordenar todas las cuencas a fin de sistematizarlas en la búsqueda de la eficiencia necesaria y suficiente en el uso del recurso agua”.

Adelantó que por este motivo se tratará, sin perjudicar a los sectores que se sirven del río Grande, de embalsar el 60% de su caudal y el 40% restante derivarlo hacia otras zonas productivas. En esta época del año el río Perico hacía un aporte importante para el llenado de ambos diques pero hoy, debido a la falta de precipitaciones suficientes en su cuenca, el agua disponible es un tercio de la registrada el año pasado en esta misma época.

“Todo este conjunto de situaciones conlleva a que pidamos la comprensión de todos los productores y que la poca agua que tenemos la usemos racionalmente” afirmó.