“Desde el gobierno de la provincia no se sinceran respecto a la realidad de las escuelas de Jujuy”

Jujuy al día® – En diálogo con nuestro medio, los Secretarios Gremiales de ADEP y CEDEMS, Víctor Mendoza y Alberto Argañaraz, respectivamente, se refirieron a los problemas de infraestructura de establecimientos educativos de nuestra provincia, donde Mendoza aseguró que las partidas presupuestarias para solucionar estos problemas se agotaron en el mes de mayo y que “desde el gobierno de la provincia no se sinceran respecto a la realidad de las escuelas de Jujuy”. Además no descartan que, si los problemas continúan, el año que peligraría el comienzo de las clases en Jujuy.

Respecto a la situación de los establecimientos primarios de la provincia, Víctor Mendoza expresó en declaraciones a JUJUY AL DÍA® que “de las 460 escuelas primarias de Jujuy, un 70 o 75% tienen más de 30 o 40 años de antigüedad, y son escuelas que no han tenido un mantenimiento constante y eso provocó que se resientan las instalaciones sanitarias, las conexiones eléctricas, y sobre todo en estas escuelas donde se van incorporando algunos espacios que no han sido terminados. Eso nos permite afirmar que del 75%  de estas escuelas que tienen más de 30  de antigüedad muchas no están en condiciones para desarrollar ninguna actividad”.

Según Mendoza, “remitiéndome a lo que pasa con la EET N° 2, esto es lo que veníamos anticipando a principio de año y si el gobierno de la provincia no se sincera respecto a la realidad de las escuelas de esa antigüedad va a seguir provocando que los padres, ya no los gremios, tomen las escuelas, corten las ruta, porque se está vulnerando un derecho, el de las condiciones dignas para la educación”.

“Desde el sindicato vamos a desmentir lo que dicen las autoridades porque tenemos un colapso sistemático de las escuelas de la provincia, sobre todo en el nivel inicial y primario”, afirmó Mendoza.

Por su parte, Alberto Argañaraz manifestó a nuestro medio que esta situación “era una situación que ya habíamos previsto y que le habíamos anticipado al Ministerio a principios de año con un informe del estado de los edificios escolares, no solo de capital sino de toda la provincia y las necesidades de reparación más urgente. Son muchos los edificios que necesitan trabajos de mantenimiento, otros necesitan trabajos de mayor envergadura lo que significa una mayor erogación. El Ministerio había anunciado una importante suma a invertir en infraestructura escolar, y se hicieron trabajos, pero los problemas siguen apareciendo y esto genera la molestia de docentes, padres y alumnos, ya que se necesitan establecimientos seguros, en condiciones, que reúnan los mínimos requisitos para el dictado de clases”.

Respecto a los problemas que tienen en los edificios nuevos, Alberto Argañaraz mencionó que “existen problemas de disponibilidad porque son colegios que van creciendo y necesitan más aulas, espacios para preceptores, oficinas para la administración, sala de profesores, donde en algunos casos no se terminaron de construir y el edificio ya fue entregado”.

Por otra parte, el Secretario Gremial de ADEP se refirió a los trabajos de realizados por el Gobierno manifestando que “solo fueron parches ocasionales y entendemos que una política educativa o una política presupuestaria no debe andar con soluciones coyunturales sino debe solucionar los temas de fondo. Se deben sincerar sobre que existe la necesidad de aumentar el presupuesto de infraestructura escolar. Es cierto que llegan, pero son fondos nacionales para la construcción de  nuevos edificios  y ¿qué pasa con el 70% de las escuelas que no tienen ningún tipo de inversión? Además las partidas presupuestarias para estas situaciones se han agotado en el mes de mayo. ¿Cómo podemos seguir avanzando, si no hay un sinceramiento sobre lo que está pasando en las escuelas?”, cuestionó.

Además indicó que “por todo esto hoy podemos afirmar que no hay una inversión real, que hay muchas escuelas que necesitan mantenimiento y si no se solucionan estas problemáticas vamos tener problemas con la calidad educativa, porque no podemos hablar de calidad cuando tenemos escuelas que no están en condiciones”, aseguró Mendoza.

A modo de ejemplo citó: “tenemos escuelas nuevas con graves problemas como es el caso de la Escuela Lutteral de Palpalá, donde en los próximos días los padres de los alumnos van a volver a salir a reclamar porque no se ha terminado de ejecutar la obra que estaba proyectada, y los padres quieren que se la termine como está en los planos  y no como la dejó la empresa constructora”. Agregó que “también existen problemas en la Escuela N° 48 de Reyes donde por falta de previsibilidad política y regulación de escuelas secundarias se están aglutinando y perjudicando a los educandos no solo del primario sino del secundario, también porque el gobierno no tuvo la previsión de acuerdo a lo que marca la ley 26206 sobre que se van a regularizar las estructuras del nivel medio pero, esto hasta ahora, hace que colapse el esquema, porque la infraestructura no está acorde a la población escolar”.

De no solucionarse estos problemas, Víctor Mendoza aseguró a JUJUY AL DÍA® que “estamos realizando un recorrido por las escuelas haciendo los registros fotográficos y fílmicos para mostrarle a las autoridades del Ministerio y de Gobierno el estado de las escuelas, y hacerles ver que el reclamo no es solo por una cuestión salarial sino también por las condiciones para enseñar y aprender, las cuales deben ser dignas”.

Y afirmó “si hasta el mes de marzo no llegamos a un acuerdo, vamos a llegar a medidas de fuerza, y como lo viene manifestando el gobierno que va a judicializar el tema, le advertimos que invierta los próximos meses, y si no se está abordado con seriedad, y no llega la inversión, no descartaría la posibilidad de no iniciar las clases el próximo año”.