Enfermedades alimenticias en Jujuy: especialista sostiene que “cuando asistimos varones, son casos gravísimos”

Jujuy al día® – En una entrevista con nuestro medio, la Jefa del Servicio de Nutrición del Hospital Dr. Néstor Sequeiros, y reconocida nutricionista de nuestro medio, Claudia Dagum, se refirió a la gravedad de las enfermedades alimenticias en nuestra provincia, resaltando que los casos entre los varones son los mas graves debido a las consultas tardías producto de la “mentalidad machista” que posee nuestra sociedad.

En diálogo con JUJUY AL DÍA®, Claudia Dagum se refirió a la tendencia de las enfermedades relacionadas a conductas alimentarias, manifestando que “desde el hospital estamos propiciando un estudio a nivel poblacional, porque no hay cifras de la población general, porque no hay un estudio realizado, pero a nivel nacional se habla de un 65% de mujeres y de un 35% de hombre que padecen estas enfermedades. Pero sí podemos decir que las cifras de nuestro hospital, el cual es el único centro gratuito y público de atención de trastornos alimentarios, en este momento tenemos un 88% de la población que asiste son mujeres, y el 12% son varones”.

En relación a estas cifras explicó que “en el hospital hemos llegado a la conclusión que nuestras cifras se deben a que vivimos en una sociedad absolutamente machista, donde a los varones no se les permite muchísimas cosas, y una de ellos es enfermar y menos de ciertas patologías que arbitrariamente la sociedad define como ‘de mujeres’. Por eso los varones que asistimos son casos gravísimos, casos muy difíciles de revertir, porque la patología ya ha tomado muchas áreas y el paciente ya está muy afectado física y emocionalmente. Tenemos mucho más éxito con las mujeres que con los varones porque consultan antes, porque si en la escuela corre la voz que una de las chicas es anoréxica o bulímica la señalan, pero si es un varón es prácticamente una tragedia, es lapidante”, aseguró.

“Ese es mas o menos el panorama, tenemos consultas muy tardías, y además estamos recibiendo muchas derivaciones de los centros sanitarios, de hospitales e incluso de la parte privada, pero no es suficiente, las consultas son tardías”, expresó la especialista.

Al referirse al aumento de pacientes con esta patologías, la Jefa del Servicio de Nutrición del Hospital Dr. Néstor Sequeiros expresó que “es una patología que sigue aumentado y aparecen nuevas adicciones, no nos olvidemos que son conductas adictivas, y que la adicción significa ‘lo que no decís’, un adicto por medio del consumo de una sustancia está diciendo lo que no puede poner en palabras, hay gente que manifiesta a través de una sustancia como el alcohol, otras por el juego compulsivo, y otros por medio de una conducta alimentaria, y transforma lo que es una alimentación sana en una enfermedad como la anorexia, bulimia, obesidad, porque, por ejemplo, la mayoría  de los obesos son comedores compulsivos”, y agregó que “pero aparecen nuevas patologías como la bigorexia, proviene del ingles ‘big’ que significa grande, donde algunos varones para ser grandes consumen cualquier cantidad de alimentos, si alguien les dicen que deben comer dos pollos por día, allá vamos; o 30 huevos por día, lo hacen, con tal de crecer muscularmente hacen ejercicios que no son saludables y consumen sustancias que estimulan la masa muscular que no son saludables”.

Además añadió que “estamos cayendo en muchas patologías pero no debemos olvidar que el basamento es emocional, todas las mujeres, por ejemplo, estamos sometidas a la misma presión de tener un cuerpo escultural, de ser siempre jóvenes, pero no todas las mujeres enfermamos de una patología alimentaria, hay una base emocional que hace que algunas puedan enfermar”.

Para finalizar, Claudia Dagum calificó la situación en Jujuy respecto a estas patologías, como “grave”, indicando que “estamos encontrando casos en niños muy pequeños de 6 o 7 años  y casos en personas mayores de 40 hasta 60 años; hemos tenido pacientes de anorexia de 62 años. Es extrema la situación emocional que estamos viviendo como sociedad, es eso, estamos sufriendo muchísimo estrés, un desmembramiento de la familia,  padres que no dan más de la presión de tener que mantener familias y no poder, esa impotencia la están volcando en sus hijos que se están sintiendo abandonados, desatendidos emocionalmente. Como sociedad estamos sufriendo mucho y esto no es mas que otra manifestación  de nuestro sufrimiento social”, concluyó.