Con nuevos testimonios de la causa Alvarez García se reanudan las audiencias del primer juicio por los crímenes de la dictadura en Jujuy

Jujuy al día® – Este miércoles, 18 de julio, a las 9:00, en la sala de la Secretaría Electoral Federal, ubicada en la intersección de Ramírez de Velazco y San Martín, se reanudarán las audiencias correspondientes al primer juicio oral y público por los delitos de lesa humanidad cometidos durante la dictadura cívico militar en Jujuy.  En esta primera parte del proceso, el Tribunal ha citado a los testigos correspondientes a la causa Alvarez García.

El Tribunal Oral Federal que preside el Dr. René Vicente Casas y se integra además con los Dres. Marcelo Juárez Almaráz, Daniel Morín y la Dra. Fátima Ruiz López como suplente, tiene a su cargo el proceso donde se ventilan cuatro causas más, además de la de Alvarez García. En efecto, se investiga también lo sucedido con otras 42 víctimas que corresponden a los grupos Luis Aredez y otros (subgrupo Ledesma), Galeán y otros (subgrupo Tumbaya), Aragón y otros (subgrupo Servicio Penitenciario) y Avelino Bazán y otros (Grupo Mina El Aguilar).

Cabe resaltar que el TOF ha habilitado la feria judicial para continuar con el debate oral y público y agilizar el proceso, dada la mora que registra la jurisdicción en la sustanciación de estos procesos.

Las audiencias se realizarán hoy, mañana y pasado, a partir de las 9:00 y volverán a retomarse los días 25, 26 y 27 de julio. La primera semana de agosto se interrumpirá el proceso y recién se reactivará la segunda semana de ese mes, con audiencias los días jueves y viernes.

Las audiencias son orales y públicas, esto significa que la participación está abierta a la comunidad en su conjunto –con excepción de menores de 18 años- La restricción en la participación está dada por la capacidad física de la sala que cuenten con lugar para 60 personas. A quienes quieran participar, previo al ingreso a la sala, se le requerirá su documento de identidad o cédula de la Policía Federal Argentina. . El ingreso se permitirá hasta colmar la capacidad de lugares disponibles, aunque siempre tendrán prioridad los familiares directos tanto de las víctimas como de los imputados conforme al cupo que se otorgó (27 lugares para familiares de víctimas, 10 lugares para familiares de imputados, 20 lugares para organismos de derechos humanos, 3 lugares para periodistas que se hayan acreditado).

La causa “Pampero” Alvarez García

Cabe señalar que en la causa Julio Rolando Alvarez García está imputado el ex Tte. Mariano Rafael Braga, acusado de ser el ejecutor del operativo de secuestro de Alvarez García, ocurrido el 21 de agosto de 1976, en el domicilio familiar del barrio Ciudad de Nieva de esta Capital.

Julio Rolando Alvarez García era estudiante de la carrera de Derecho en la Universidad Nacional de Tucumán. Fue delegado del comedor universitario y también trabajó en la imprenta de la Facultad de Derecho.

Inés Peña,  esposa de la víctima y Presidenta de Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos de Jujuy, recordó que Pampero “años antes del golpe cívico militar tuvo activa participación en el Tucumanazo y desde ese lugar comenzó su militancia política. Años después, alrededor de 1975 se incorporó a  la JUP- Juventud Universitaria Peronista- como responsable de los trabajos de base de esa agrupación durante los años 75 y 76”.

Alvarez García, además “tuvo activa participación en la residencia jujeña en Tucumán siendo uno de los principales referentes de las luchas y reivindicaciones de los compañeros jujeños que estudiaban en esa provincia a la que llegó a fines del año 1970”.

En ese clima de profunda politización de vastos sectores de la sociedad y el avance de las luchas obreras estudiantiles Pampero profundizó su compromiso con la lucha uniéndose a Montoneros. Participó en la campaña para el regreso del general Perón y fue testigo de la Masacre de Ezeiza.

Julio Alvarez García fue secuestrado por primera vez en febrero de 1976 en El Colmenar, Tucumán. 35 días después fue liberado en la ruta hacia Catamarca.  Pampero habría estado alojado en la Brigada de Investigaciones, luego en el Cuerpo de Bomberos y transitoriamente en un sector del Departamento de Educación Física de Tucumán, en la calle Benjamín Araoz al 800.

Posteriormente, retornó a Jujuy para trabajar en la docencia en la zona de Libertador General San Martín. El sábado 21 de agosto de 1976,  en la casa de la familia Alvarez García en la capital jujeña, fue secuestrado en el marco de un operativo conducido por el ex teniente Rafael Mariano  Braga

“Sus ojos, su mirada pedían auxilio. Se aferraba a la vida. Quería vivir como cualquier ser humano. Tenía proyectos: personales, políticos  de país. Estaba lleno de vida…de esperanzas en poder cambiar el estado de cosas que vivíamos en la década del 70. Era un hombre comprometido con su tiempo, con convicciones e ideas como cualquier joven de su edad. Tenía solo 25 años cuando Braga, lo hizo desaparecer” afirmó  Inés Peña, quien brindó su testimonio en la audiencia que se concretó el sábado último.

“Creí que después de trámites regresaría a su hogar como sucedió después de su primer secuestro. Desaparecido, esa palabra-no aceptada, deshumanizada se incorporó definitivamente a mi vida y a la de mis hijas”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.