Demanda de tierras en Finca “El Pongo”: advierten que las medidas de fuerza afectan al hospital “Arturo Zabala” de Perico

Jujuy al día® – Cumpliendo instrucciones superiores, la Administración de Finca “El Pongo” dispuso iniciar un expediente a partir de un petitorio presentado por un pequeño grupo de arrendatarios mediante el que solicitan la entrega de tierras en la forma de propiedad comunitaria. Mientras tanto, estos arrendatarios bloquearon el acceso a las oficinas de la Administración de la Finca, disponiéndose la correspondiente custodia de bienes y personas.

La Administración se contactó con las autoridades provinciales quienes instruyeron que, sin perjuicio de mantener activos los canales de diálogo, se forme el expediente correspondiente a partir del petitorio de los arrendatarios, para ser remitido, en primer lugar, a la Junta de Administración de la Finca “El Pongo” a fin de que tome conocimiento y luego, a través de ésta, a Fiscalía de Estado, para que se expida con relación a la legalidad y legitimidad del reclamo, y se defina si el planteo realizado se encuadra dentro de la normativa para las comunidades originarias.

Este martes, el grupo de manifestantes, sin razón alguna, impidió el ingreso -hasta media mañana- del personal de la Finca a sus lugares de trabajo y de los propios arrenderos que, comprometidos con la asistencia que se realiza al Hospital Arturo Zabala, se apersonaron a cancelar cuotas y a realizar otras gestiones en la sede administrativa.

La Administración expresó que “con esta medida no se perjudica a la finca, sino al Hospital de Perico ‘Arturo Zabala’, y en consecuencia a toda la comunidad. Tanto es así que hoy estaba prevista la entrega al nosocomio del cheque correspondiente al mes de Marzo 2012 y no pudo realizarse por esta medida de fuerza”, se manifestó, añadiendo que “también estaba previsto el pago a empleados de la finca, acto que no pudo concretarse por el mismo motivo. Los empleados entendieron esta situación y aguardamos la resolución del conflicto para volver a la normalidad”.

También se aclaró que, congruente con el fin social de la Finca El Pongo, el precio del arriendo que se pauta con los productores tiene un carácter social y se encuentra “muy por debajo” de la media de los arriendos privados.

Perjuicio a otros sectores

La avenida Malvinas Argentinas, que permanece cortada, es una de las arterias más transitadas por los productores, ya que no sólo pasa por el acceso a la Administración de El Pongo, sino que también desemboca en instalaciones de la Cooperativa de Tabacaleros de Jujuy, lugar donde en estas fechas se están produciendo las últimas entregas de tabaco. De este modo, se impide la libre circulación de camiones, autos, tractores, además de obstaculizar la normal actividad de la Finca.

De allí que la Administración, en cumplimiento de su función y actuando en resguardo de los bienes del establecimiento privado Finca El Pongo, se apersonó a temprana hora en la Comisaría Seccional 21º de Perico, a formular la denuncia correspondiente, tras lo cual se dispuso un operativo policial de custodia, mediante el cual se dará intervención al Agente Fiscal de turno.

Detalles de la situación

Vale indicar que el lunes, a las 7:30 horas, ese grupo de arrendatarios bloqueó la avenida Malvinas Argentinas, a la altura de las oficinas de El Pongo, en Perico. Exigían la presencia del Ministro Luis Cosentini, bajo el argumento de que dichas tierras pertenecen a cierta comunidad aborigen. Se les comunicó que las tierras de la finca, al estar enmarcadas en un régimen privado, legado por Plinio Zabala, no están bajo la órbita del Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial.

Se informó, por vía paralela, que la gran mayoría de los arrendatarios que protagonizan esas medidas de fuerza, no estarían encuadrados en los requisitos exigidos para constituirse en comunidad aborigen, puesto que unos no son descendientes de pueblos originarios, otros son oriundos del hermano país de Bolivia, en tanto que el resto viene aceptando explícitamente el régimen de contratos por arriendos privados que impera desde hace muchos años en la Finca. Asimismo, algunos de los arrenderos son grandes deudores y ahora, so pretexto de enmarcarse dentro de un reclamo de pueblos aborígenes, pretenden no sólo continuar la práctica del “no pago”, sino obtener tierras mediante el uso de medidas de fuerza.

Pero además, muchos de los arrenderos que hoy manifiestan estar en contra del programa provincial “Un lote para cada familia jujeña que lo necesite”, pretenden ser igualmente beneficiarios del plan en cuestión.