Se espera un verano con temperaturas no tan altas y con abundantes lluvias en Jujuy

Jujuy al día® – Así lo manifestó Luis Guillermo Buitrago, titular de la Cátedra de Climatología de la Facultad de Ciencias Agrarias de la Universidad Nacional de Jujuy, al realizar un pronostico para la temporada veraniega en nuestra provincia. Expresó que “en cuanto a temperatura rondará picos normales, lo que si, está indicado como mas húmedo, mayores precipitaciones, sobre todo durante los meses de enero y febrero”.

Buitrago explicó a JUJUY AL DÍA® que “no podemos decir que va a ser mas cálido, porque es una contradicción: si hay muchas precipitaciones, la temperatura baja, porque las gotas de lluvias son frías y enfrían el ambiente. Además la nubosidad que se forma cubre de la radiación solar para que no caliente el suelo. Creo que las temperaturas en enero serán normales, pero con abundantes precipitaciones”.

Al consultarle respecto a las temperaturas máximas que se estiman para el verano, el climatólogo señaló que “es muy difícil poder pronosticas temperaturas. Muchos dicen que va a llegar a los 40 grados, pero ¿dónde? En San Salvador de Jujuy, Ledesma o en  la Puna. Hablar de máximas y no, decir donde, no tiene mucho sentido. En la zona del valle, San Salvador de Jujuy, no es una zona de temperaturas tan altas como las del ramal”, y agregó que “en el ramal las temperaturas son mas elevadas, eso se va a dar, pero también va a estar disminuida por la mayor incidencia de las precipitaciones”.

Por último, Luis Buitrago se refirió puntualmente a las lluvias que se esperan para este mes de enero, indicando que “ya han empezado, hace unas semanas superaron los 40mm en San Salvador de Jujuy, y en otros lugares esta lloviendo mucho. Quizás allí lo consideren como un año húmedo recién cuando los suelos estén saturados, cuando empieza a llover el agua escurre o corre con mayor facilidad, ya que salimos de un periodo seco y la mayoría del agua se infiltra,  satura el suelo y recién las precipitación traen los problemas de siempre como los aluviones que se dan a partir de febrero y marzo, no antes, porque antes el suelo almacena el agua”, concluyó.