El director de Pablo Soria sostuvo que “son bastante frecuente los hechos de violencia” en el hospital

Jujuy al día® – En una entrevista con nuestro medio, el Director del Hospital Pablo Soria, Camilo Nebhen, se refirió a los hechos de violencia que sufre el personal médico y de enfermería del hospital que él dirige, indicando que “son bastante frecuente los hechos de violencia, el personal tiene que soportar y recibir agresiones de distintos tipos, hubo casos de agresiones físicas a médico o personal de enfermería”.

Respecto a estos hechos de violencia que sufren los médicos y personal de enfermería, camilo Nebhen, Director del hospital Pablo Soria, aseguró en declaraciones a JUJUY AL DIA® que “la violencia que sufre el personal médico y de enfermería del hospital por parte de pacientes o por parte de los familiares de pacientes sobre todo, se da fundamentalmente en las áreas de emergencia, pero no quedan excluidos los otros sectores, suele darse con relativa frecuencia”.

Nebhen explicó que “esto tiene que ver un poco con la intolerancia con la que se vive en la sociedad y se traduce en los servicios de atención, fundamentalmente en la guardia que es el lugar donde mayor carga de ansiedad trae el familiar o el paciente y donde los tiempos de espera o el nivel de actividad que desarrolla la guardia que es muy intenso, muchas veces hace que la comunicación no sea la más adecuada y  terminen en esta manifestaciones de violencia”.

También se refirió a las medidas que implementa el nosocomio para evitar estos hechos violentos contra del personal indicando que “evitarlos no es muy sencillo, porque depende de la educación y del comportamiento de la gente que asiste al hospital. Lo que si tratamos es brindar las medidas de seguridad al personal que trabaja en el hospital, para que este resguardada su integridad física”, y añadió que “esto lleva aparejado la disconformidad y las quejas de las personas ya que el personal de seguridad limita el acceso a zonas restringida a donde las personas quieren acceder y a veces se violenta por tratar de ingresar, pero deben comprender que no todos los sectores del hospital son de libre acceso y que es necesario o requiere cierta espera el poder recibir la información, porque los médicos y enfermeros están trabajando, quizás, sobre su propio familiar y mientras no termine la atención no puede brindarles información”.

En otro tramo de la entrevista con nuestro medio, el director del Hospital Pablo Soria, hizo referencia al faltante de personal médico que tiene el sistema de salud de Jujuy, y en particular el hospital cabecera de la provincia, y comentó que “en general en todo el sistema de salud están faltando médicos y enfermeras. Lo que ocurre es que el crecimiento poblacional durante las últimas décadas no ha ido paulatinamente acompañado por el mismo crecimiento con todos los sectores y sobre todo se nota en áreas más específicas, como ser las de atención de emergencias y cuidados críticos, terapia intensiva, neonatología, neurocirugía, dada la escasos de profesionales en estas especialidades, hace que muchas veces sean insuficientes los recursos humanos para cubrir esas necesidades, y aunque uno pudiera, muchas veces no se cuenta con el recurso para incorporarlo”.

A su vez, indicó cuales podrían ser las razones por las que los médicos residentes que llegan a trabajar al hospital, luego de cumplir con dicha residencia, terminan yéndose del hospital, y sostuvo que “hay múltiple razones para que esto se dé así, posiblemente el tema salarial sea uno de ellos, como también el tiempo que lleva el proceso administrativo que permite el nombramiento de las personas que concursan un cargo, donde muchas duran entre 2 a 3 años, esto genera que mucha gente termine optando por el medio privado en forma exclusiva o irse de la provincia”.

Expreso al respecto que “si bien no son demasiados los cargos con que se cuentan para incorporar personal, estos últimos años estuvimos incorporando permanentemente especialistas, se han incorporado infectólogos, endocrinólogos, neurólogos, el recurso humano sobre todo en especialidades son fundamentales para poder mantener el nivel de atención y especialización que requiere”.

Nebhen se refirió a la disponibilidad de camas con la que cuenta actualmente el hospital y las obras que se están realizando en el mismo, y declaró que “el volumen de camas de internación en este momento funciona bien con el movimiento de ‘giro cama’ diario aunque otros servicios quedan limitados, como el de traumatología que si bien tiene su área específica de interacción se ve excedida por el gran volumen de accidentados, heridos y fracturados que ingresan permanentemente por los accidentes de tránsito, y esto genera que tengan pacientes de traumatología distribuidos en distintos servicios del hospital”, y además añadió que “el año que viene, cuando se traslade la maternidad y neonatología hacia la nueva maternidad nos va a permitir disponer de un espacio físico mayor para ampliar el sector de internación de traumatología que en este momento es uno de los que mayor demanda de atención tiene por el volumen de accidentados que recibe el hospital”, señaló.

Por último, y en relación a las obras que se realizan en el nosocomio, señaló que “realizamos básicamente mantenimiento, recuperar la infraestructura existente, renovar lo que existe desde hace 50 años, se está trabajado en toda la instalación eléctrica y la de gas, se está completando la última etapa de terapia intensiva, se ha trabajado en toda el área de esterilización ampliándola y en un futuro se prevé una redistribución del área administrativa. También pensamos  ampliar el sector de guardia que hoy esta con una capacidad funcionando a pleno, esperamos instalar un sector de radiología dentro de la guardia para facilitar la atención de todos estos accidentes brindar mayor agilidad a la atención de los traumatismos y las fracturas”, concluyó.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.