Sofocaron incendio en vehículo “cafetera”

Jujuy al día® – Un vehículo cafetera que estaba siendo reparado por sus propios dueños en el garage de un inmueble ubicado en el barrio San Benito, se prendió fuego en la noche del jueves luego que uno de los propietarios le diera arranque. El foco ígneo se ubicó entre la zona del carburador y el cilindro de gas, y el fuego que se propago rápido consumió varias prendas de vestir que estaban colgadas en los tirantes del techo. Afortunadamente no hubo que lamentar lesionados.

Alrededor de la hora 22.40 aproximadamente personal policial de Emergencias Policiales tomó conocimiento del incendio de un vehículo en el barrio San Benito, por lo que inmediatamente una comitiva de la Seccional 46ª de barrio Alto Comedero -que por jurisdicción corresponde intervenir-juntamente al apoyo del personal de Bomberos del Cuartel II se dirigieron al sitio a fin constatar el incidente.

Arribados al sitio se pudo observar una importante columna de humo que salía del garaje de un domicilio y tras el dialogo con uno de los propietario se pudo tomar conocimiento que el fuego se había iniciado luego de que intentaran dar arranque al vehículo, llegando este a afectar varias prendas de vestir que tendidas en los tirantes del techo y como producto de esto se habría desplomado parte del techo de chapas de cinc.

Como el propósito de sofocar el foco ígneo y de evitar daños mayores, el personal especializado comenzó a trabajar en las tareas pertinentes, constatando en primera instancia que la vivienda no tenía  ningún suministro eléctrico, como así también que con la colaboración de los algunos vecinos los damnificados intentaron extinguir las llamas utilizando baldes y tachos, siendo necesario el uso del vehiculo auto bomba con el que tras aplicar dos líneas de ataque se logró finalmente el apagado completo.

Luego de haber sofocado favorablemente el incendio se procedió a realizar las investigaciones pertinentes, para determinar en forma fehaciente las causas y circunstancias del incendio, no teniendo que lamentar ningún lesionado.