En la COPRETI se recibieron más de 200 denuncias de trabajo infantil en Jujuy

Jujuy al día® – La Coordinadora de la Comisión Provincial de Prevención y Erradicación del Trabajo Infantil, Mabel Vargas, indicó la proporción de menores trabajadores que existen en Jujuy, las consecuencias y problemas que este flagelo suscita, y el trabajo que se realiza para hacer visible este problema.

En declaraciones a Jujuy al día®, Vargas manifestó que en nuestra provincia existen muchos jóvenes y niños que trabajan en distintos oficios, e inclusive en situación de calles, y aclaró cuales son las zonas y trabajos donde los menores están más afectados.

“Las estadísticas dicen que hay un 22% de la población de adolescentes, y un 7% de niños menores de 12 años en situación de trabajo”, comentó.

“En la provincia tenemos áreas muy afectada, en las áreas rurales, sobretodo en el sector frutihorticola, trabajando en cosecha y cultivo de tomates, frutas en la zona del ramal, en la zona de Maimara y Tilcara en la época veraniega; en el nivel urbano tenemos mucho chicos trabajando en situación de calle, en situación que están trabajando en la feria, en los mercados. Hay muchos niños y adolescentes trabajando”, y mencionó que generalmente estos niños “han abandonado la escuela, obtienen un rendimiento escolar muy bajo”.

Agregó que las peores zonas, por el tipo de trabajo que realizan los menores, son las zonas de Quebrada y Puna, con el trabajo en minas, y la zona fronteriza al pasar mercadería. Al respecto indicó que “en la zona de Quebrada y Puna tenemos una de las peores formas de trabajo infantil que es el trabajo en minas, sobretodo en explotaciones del tipo artesanal, familiar”, y además, “en la zona de la frontera de La Quiaca- Villazon, donde están trabajando los niños con el paso de mercadería para un lado de la frontera”.

La Coordinadora de la COPRETI señaló que el daño que le producen a los niños es muy importante, desde el punto de vista físico, psicológico y muchas veces moral. Expresó que los menores, en su mayoría, deben dejar de estudiar. “Desde hace 3 años, desde la Comisión de Prevención y Erradicación del Trabajo Infantil, se realizan trabajos de concientización, de prevención, en conjunto de personal de diferentes áreas, los trabajadores de la salud, áreas de la niñez, educadores, periodistas y medios, para poder lograr que el trabajo infantil se vea o no se piense que por ser algo culturalmente aceptado sea algo positivo”.

Mabel Vargas manifestó a nuestro medio que se reciben muchas denuncias, las cuales se canalizan desde la COPRETI, e indicó que en lo que va del año se han atendido más de 200 casos para que puedan erradicar este problema que afecta al futuro de nuestra provincia. Al respecto comentó “tenemos numerosas denuncias que se canalizan por la COPRETI o por el 102 y la Dirección de Niñez, en todas las situaciones donde hemos tomado intervención, que más o menos son 100 casos en basurales, unos 200 casos en la zona rural, en todas los casos hemos estado trabajado con la Secretaria de la Niñez para que se haga la intervención que corresponda para que se de restitución de los derechos vulnerados”, concluyó.