Efeméride 12 de Junio: Día mundial contra el Trabajo Infantil

Jujuy al día® – La Delegación Jujuy del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (INADI), recuerda que mañana, 12 de junio, se celebra el Día Mundial contra el Trabajo Infantil. Efeméride instituida desde el año 2002 por la Organización Internacional del Trabajo (OIT); en tanto organismo especializado de las Naciones Unidas que se ocupa de los asuntos relativos al trabajo y las relaciones laborales.

La fecha busca poner de relieve la gravísima situación por la que atraviesan numerosos niños y niñas en todo el mundo, al estar expuestos a las peores formas de trabajo infantil; en flagrante violación a los derechos de la infancia.

Trabajos que no sólo los privan del acceso a la educación, la salud, el tiempo de ocio y las  libertades elementales para su desarrollo pleno. Sino también, y en no pocos casos, a la realización de tareas en entornos peligrosos; que suponen a su vez la esclavitud u otras formas de trabajos forzosos.

Al respecto, nuestro país ha ratificado el Convenio N° 138 de la OIT sobre Edad Mínima de Admisión al Empleo (1973); que establece los 18 años para el trabajo. Sin embargo, todavía se aplica en la práctica el viejo ordenamiento legal, y el límite etario en que se permite el trabajo de menores en la legislación oscila entre 14 y 15 años. Por debajo de esa edad, se habla de trabajo infantil. Además, la Ley nacional 26.390 (2008) “De prohibición del trabajo infantil y de la protección del trabajo adolescente”; prohíbe el trabajo de los menores de 15 años, al tiempo que establece que los/as adolescentes de 16 a 18 años, pueden celebrar contratos de trabajo sólo con autorización de sus padres. Siempre que las tareas que desarrollen no impliquen riesgo de ningún tipo, y concurran a la escuela.

De acuerdo al Plan Nacional contra la Discriminación (aprobado por decreto presidencial 1086/05, durante el gobierno de Néstor Kirchner), el trabajo infantil, aunque extendido, se mantiene oculto en la ilegalidad y existen muy pocos estudios sobre las condiciones del trabajo de los menores de 14 años. Asimismo, algunos organismos calculan que existen aproximadamente 2 millones de niños/as trabajando, muchos de los cuales lo hacen en condiciones deplorables de explotación.

El trabajo infantil genera entonces consecuencias en el desarrollo físico y psíquico de los niños/as, afecta su salud, reduce sus perspectivas educativas e hipoteca su futuro; atrapándolos en un círculo de reproducción de la pobreza y la exclusión social.

Por lo que en ese sentido, la Asignación Universal por Hijo (AUH), aprobada por decreto presidencial 1.602/09, ha resultado una herramienta fundamental no sólo para la inclusión social, sino también para la erradicación del trabajo infantil.